Atentado en Malí se cobra la vida de dos soldados de la ONU

Un coche bomba que explotó en la localidad de Kidal, en el norte de Malí, causó la muerte de dos soldados de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), según informaron autoridades del país africano.

Dos integrantes de la Misión de Naciones Unidas para la Estabilización de Malí (Minusma) fallecieron a causa del atentado, mientras que otros dos recibieron heridas, reportó la BBC, el canal de noticias de la televisión pública británica.

Testigos en el lugar señalaron que la explosión causó destrozos en un banco que estaba siendo custodiado por los efectivos de la ONU y provocó el incendio de un vehículo blindado de la organización internacional.

Otros indicaron que se vieron numerosos cuerpos tirados en el suelo, en la calle frente a la entidad bancaria, aunque no precisaron si se trataba de civiles o militares. La explosión fue tan grande que reventó las puertas de las casas en la zona.

Tropas francesas derrotaron a grupos rebeldes en el norte de Malí, que pretendían imponer una severa la ley islámica, hace casi un año, pero los ataques de la insurgencia han resurgido desde entonces.

La zona de Kidal es un foco de luchas étnicas de los rebeldes tuareg, que hace poco llegaron a un acuerdo de cese el fuego con el gobierno de Bamako.

Según la BBC, los fallecidos serían senegaleses y se teme que pueda haber más víctimas entre los escombros. Por ahora ningún grupo ha reivindicado la autoría del atentado, ocurrido a primera hora de la mañana.

Sin embargo, hace dos semanas, los separatistas tuareg anunciaron que suspendían el alto el fuego con el gobierno interino.

Este atentado ocurrió apenas horas antes de que se inicie la segunda vuelta de las elecciones legislativas en ese país, reportó por su parte el canal francés de noticias France 24 News.

Kidal, ubicada unos mil 600 kilómetros al noreste de la capital de Malí, es la ciudad donde una rebelión étnica tuareg comenzó a finales de 2011 .

Los militares franceses desplegados en Malí en enero pasado tuvo éxito en la persecución de los rebeldes en casi todas las zonas que controlaban, a excepción de Kidal, que sigue siendo el núcleo del conflicto.

Las fuerzas de paz de la ONU comenzaron su misión en julio pasado después de la retirada gradual de las tropas francesas que fueron desplegados en enero para controlar a los grupos armados que se habían apoderado de grandes áreas en el norte.

Malí, una ex colonia francesa en África Occidental, realizará por cuarta ocasión elecciones en menos de seis meses.

Este proceso es la etapa final de la restauración de democracia en Malí, después de que un golpe de Estado hace un año desencadenó una gran confusión y abrió un vacío de poder que permitió a los islamistas apoderarse del norte de territorio maliense.