Piden que Nadbank financie obras en puertos fronterizos EUA-México

El Banco de Desarrollo de América del Norte (Nadbank) debe ser usado para financiar proyectos de infraestructura en los puertos de entrada en la frontera entre México y Estados Unidos, sugirió hoy un análisis económico.

La incorporación del banco a estas tareas permitiría complementar la escasez de fondos que enfrentan muchos de los proyectos para construir o ampliar la infraestructura portuaria fronteriza, indicó el reporte de la organización New Democratic Network (NDN).

El documento hizo alusión a la reciente construcción de líneas adicionales de cruce en el puerto terrestre fronterizo de San Luis Río Colorado, como ejemplo del papel que el Nadbank puede jugar en el mejoramiento de la infraestructura en la zona limítrofe.

Ese proyecto muestra que el banco puede servir como modelo de financiamiento de infraestructura y que podría apalancar los mecanismos establecidos para impulsar el desarrollo de la región, indicó el reporte.

Desde su fundación en 1994 en el marco del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), la actividad del Nadbank ha sido enfocada a financiar proyectos de tipo ambiental en comunidades a lo largo de la frontera entre México y Estados Unidos.

El reporte indicó que en la actualidad "existe una enorme necesidad de una significativa inversión en nuestros puertos terrestres con México" para mejorar su eficiencia, particularmente en los de mayor tránsito de carga y de personas.

Recordó que, como resultado del fortalecimiento de la seguridad en los puertos fronterizos tras los atentados del 11 de septiembre de 2001, los tiempos de espera para cruzar la frontera desde México se han incrementado de manera significativa.

Un total de 47 puertos terrestres operan a lo largo de la frontera de casi dos mil kilómetros entre ambos países, de los cuales 28 se ubican en Texas, por donde tiene lugar más del 70 por ciento del comercio bilateral terrestre.

Dado el crecimiento que tanto el comercio y el cruce de personas han registrado en años recientes, en estos momentos existen seis proyectos de infraestructura en la frontera entre Texas y México destinados a mejorar las vías de acceso a varios puertos fronterizos.