Cesan a directivos del Hospital Metropolitano de NL tras robo de bebé

Tras el robo de un bebé del Hospital Metropolitano, su director, Justino Rocha Márquez, renunció al cargo, mientras que otros tres directivos del nosocomio fueron cesados, informo el secretario de Salud estatal, Jesús Zacarías Villarreal.

En conferencia de prensa, el funcionario estatal señaló que hubo errores humanos en el caso del recién nacido sustraído y luego entregado por una mujer.

"Hemos decidido cesar al jefe de seguridad, de mantenimiento y conservación por el tema de las cámaras, al administrador del Hospital, y hemos aceptado la renuncia del director, que con el propósito de facilitar el deslinde de responsabilidades y las investigaciones convenientes, solicitó sea aceptada su renuncia", dijo.

A la par con la renuncia del director del Hospital Metropolitano, dependiente de la Secretaria de Salud estatal, fueron retirados de sus puestos Eusebio Tijerina Moreno, administrador del Hospital; Juan Francisco Villarreal García, jefe de Conservación y Mantenimiento, y Augusto Herrera, jefe de Seguridad Interna, precisó.

En paralelo se procede a las investigaciones correspondientes para deslindar responsabilidades, incluyendo la comparecencia de las enfermeras que se encontraban en turno.

El secretario de Salud estatal subrayó que el centro hospitalario dispone de protocolos de seguridad para el acceso de personas a las salas de internamiento, sin embargo, éstas no fueron respetadas.

"Hay procesos y protocolos para acceder al Hospital, y para los visitantes, hay procesos para entrar a las salas de internamiento y tenemos en caso de extravío de bebes el Código Rosa que se ha activado en otras ocasiones", detalló.

Añadió que en este caso se activó el Código Rosa, "sin embargo, al revisar estos procesos, debemos reconocer que hubo un error humano en ellos, hubo error en el acceso, la persona circulaba dentro del hospital sin ningún gafete ni identificación".

Otra anomalía detectada fue el hecho de que 40% de las 16 cámaras de seguridad instaladas en el nosocomio no funcionan, situación que prometió resolverla de inmediato Villarreal Pérez, y al mismo tiempo reforzar la seguridad.

Luego de la renuncia del director del Hospital Metropolitano, el subdirector, Víctor Manuel Santana, quedó al frente, hasta en tanto se designa a nuevo titular.