Resguardará el INAH acervo de Jesús Galindo y Villa

Tras una emotiva ceremonia dedicada al destacado ingeniero, historiador y académico mexicano Jesús Galindo y Villa (1867-1937), Carmen Funcia entregó hoy el acervo bibliográfico, documental y fotográfico de su abuelo al Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

La biblioteca está integrada por 65 textos, artículos y notas que van desde 1886 a 1954; 142 ediciones en español, inglés y alemán sobre diversos temas de geografía e historia, y una colección de 413 placas de vidrio, clasificadas en 23 temas, entre ellas, imágenes de sitios arqueológicos, personajes ilustres, dibujos e instrumentos musicales.

Además de 189 fotografía tomadas por el propio Galindo y Villa. "Se trata de un aporte a la fotografía nacional, hay paisajes que no volveremos a ver", refirió María Teresa Franco, directora general INAH, en el Museo Nacional de Antropología (MNA).

Visiblemente emocionada, la funcionaria explicó que el acervo viene a complementar la documentación que resguarda el Archivo Histórico del MNA.

El acervo, que es parte de la historia y el discurso etnográfico de los mexicanos, ofrece un acercamiento al gran ser humano que era, al padre de familia, al enamorado, al amigo y al gran servidor público, expresó Franco, a la vez que resaltó el compromiso de la institución para conservar y resguardar la obra y la memoria de Galindo y Villa.

Sostuvo, además, que en el marco del 75 aniversario del INAH y de las cinco décadas del MNA, el acervo se sumará a los festejos, ampliando la mirada de la riqueza cultural e histórica del país.

Por otro lado, Carmen Funcia Galindo y Villa expresó: "Es un honor para mí ceder el archivo que por azares del destino estaba en mi poder (...), sentí la necesidad de compartir el legado de un hombre excepcional, apasionado de México. Desde hoy el acervo es parte de todos los mexicanos y de los estudiosos del mundo".

"Estoy segura de que mi abuelo y mi madre estarán felices de saber que este tesoro regreso a casa", manifestó.

En su oportunidad, Antonio Saborit, director del MNA, consideró que "Jesús Galindo y Villa fue un hombre muy conocido para su familia, pero quizá no muy familiar para el gremio de los historiadores, y esto se debe ta vez a que no se sabe transmitir de una generación a otra".

Además, leyó una biografía escrita por el mismo Jesús Galindo, a los 59 años, y comentó: Son breves y sustanciosas palabras como todo lo de él".