Alistan "Dostoyevski: El demonio y el idiota" en el CCB

Construida a partir de las novelas "Los hermanos Karamazov", "El príncipe idiota" y "Demonios", la puesta en escena "Dostoyevski: El demonio y el idiota", de María Inés Pintado e Ylia Popesku, se presentará a partir del 31 de octubre y hasta el 15 de diciembre en el Teatro El Granero Xavier Rojas, del Centro Cultural del Bosque (CCB).

Bajo la dirección de Alberto Lomnitz, un demonio y un idiota definen el hilo conductor de esta obra en la que seres humanos se baten entre el bien y el mal: la pasión desbordada y sin control de "Rogozhin"; el sufrimiento y desenfreno de "Nastasia"; el orgullo de "Aglaya", y la idiotez de "Mishkin", quien, a pesar de tener la locura dentro de sí mismo, opta por lo sublime: el amor.

Es una batalla desigual, ya que el mal siempre logra apoderarse de aquellos fuera de control, de los que doblegan su razón ante sus pasiones, que se han perdido y ya no ven la luz, dijo en conferencia de prensa Lomnitz.

El montaje, una producción de la Coordinación Nacional de Teatro del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), a decir de los organizadores, es una adaptación de obras del gran novelista ruso y resultado de la necesidad que las cuatro actrices participantes por develar en un escenario desprovisto de cualquier artificio, "el alma de los personajes del mundo dostoyevskiano".

Se trata, indicó Lomnitz, de un texto que enuncia en cada escena los síntomas de quien padece un despertar emocional.

En la propuesta escénica, las actrices Haydeé Boetto, María Inés Pintado, Ylia Popesku y Cassandra Cianguerotti, saldrán a enfrentar la inercia, la confusión y la apatía con la que vive durante muchas etapas el ser humano, cuestionando la fe, el ateísmo, conceptos del alma, hombre y espíritu, así como las contradicciones de la bondad y la maldad.

"El propósito de este montaje es trabajar el estilo del realismo psicológico y, por lo tanto, el reto es hacer un trabajo actoral sobrio y meticuloso.

"Las actrices utilizan todas sus herramientas como cuerpo, voz y mente, para transmitir los grandes temas que durante siglos han aquejado a la humanidad", detalló el director escénico.

La iluminación de la puesta en escena "Dostoyevski: El demonio y el idiota" está a cargo de Carolina Jiménez; la composición musical de Vicente Rodríguez, y el vestuario de Adela Cortázar.