Coinciden Papa y presidente del BM en lucha contra la pobreza

El Papa Francisco y el presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim, coincidieron hoy en la necesidad de reforzar la lucha contra la pobreza durante una audiencia privada en El Vaticano.

La entrevista duró "alrededor de media hora y no fue económica, sino moral: no hablamos sobre economía global, sino tuvimos una maravillosa discusión sobre las cosas que podemos hacer juntos", declaró Kim a la prensa.

Reveló que Jorge Mario Bergoglio le insistió en la necesidad de incluir a los pobres en el crecimiento, lo cual, dijo, coincide con la visión del Banco Mundial.

"Si encontramos la manera para colaborar, uniendo nuestros esfuerzos, podemos dar vida a un movimiento social que podría acelerar el camino hacia el fin de la pobreza", agregó.

El funcionario sostuvo que la conversación con el pontífice fue en español, idioma que él domina gracias a su experiencia médica en América Latina la cual le permitió conocer a muchos amigos del Sumo Pontífice sobre todo en Perú".

"Para el Banco Mundial el crecimiento es un elemento crucial, pero creemos que debe ser incluyente. Sabemos que si hay elevados niveles de desigualdad, el crecimiento pierde impulso y se detiene", apuntó.

Aunque reconoció que no entraron en detalles, sí insistió en indicar el acuerdo entre ambos con respecto al concepto de crecimiento incluyente, que considere el trabajar con el objetivo de erradicar la pobreza.

Empero, el Papa aclaró que el desarrollo es bueno siempre y cuando tenga como fin a la gente y no al dinero.

Kim reconoció que existen discrepancias entre el Banco Mundial y la Iglesia católica, sobre todo en algunos temas doctrinales, aunque aseguró que eso no ha impedido un trabajo conjunto.

"El hecho de que Francisco se exprese tan claramente sobre el tema de la lucha a la pobreza es crucial, pero queremos dirigirnos también a los líderes de otras religiones" y por ello "estamos considerando revitalizar nuestro comité de asesoría inter-religiosa", sostuvo.