Acelera elección candidato opositor campaña electoral colombiana

La elección de Óscar Iván Zuluaga como candidato a la Presidencia por el derechista Centro Democrático, aceleró la campaña electoral en Colombia, en la cual se prevé una polarización por el tema de la paz, coincidieron hoy analistas.

Con la designación el fin de semana del hombre de confianza del ex mandatario (2002-2010) Álvaro Uribe Vélez, para llevar las banderas de ese movimiento opositor, comenzó en firme la contienda por el control del poder, según fuentes locales.

El columnista Mauricio Vargas consideró este lunes que la llegada del ex ministro de Hacienda a la disputa de la Presidencia, debe llevar al gobernante colombiano, Juan Manuel Santos, a tomar "en serio" a su nuevo competidor.

"Lo peor que podría hacer el presidente Santos y sus asesores es despreciar y no tomar en serio al competidor que acaba de ser ungido por Uribe y su movimiento", dijo Vargas en un análisis sobre Zuluaga y su aporte a la campaña.

Recordó que según recientes encuestas, el movimiento Centro Democrático registra una alta intención de voto para la lista al Senado, encabezada por el propio Uribe Vélez, que le otorgaría entre 15 y 25 curules y en algunos casos hasta 30.

El politólogo Fernando Rojas advirtió que el ex gobernante podría dar la "sorpresa electoral" con un número significativo de asientos en la Cámara Alta, que podrían poner en "jaque" una eventual reelección de Santos en 2014.

El anuncio del uribismo de que acabará con los diálogos de paz que sostienen el gobierno de Santos y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en La Habana, tiene a juicio de Rojas, más eco popular, lo que se verá reflejado en las urnas.

De eso parece estar consciente el jefe de Estado, que aunque no ha hecho oficial su aspiración a una reelección, sí endureció su lenguaje desde el sábado pasado, contra quienes se oponen a una salida negociada a 53 años de conflicto armado interno.

Santos llamó "buitres" del miedo y de la guerra a quienes rechazan el proceso de paz, porque, según dijo, "viven propagando todo lo negativo, viven inyectándole pesimismo a la gente y se oponen a la paz: Quieren continuar la guerra".

A través su cuenta de Twitter, Uribe Vélez rechazó este lunes los señalamientos del presidente Santos, a quien le dejó en claro que "la Patria está por encima de los violentos y de sus promotores", en alusión a la guerrilla de las FARC.

El endurecimiento de Santos se dio luego que en la convención uribista, en la cual Zuluaga fue ungido como candidato, se lanzaron duras críticas a su gobierno, al que tildaron de "traidor, derrochón, burócrata" y tolerante con la insurgencia.

Según analistas, Santos le apuesta al éxito de los diálogos con las FARC, para blindar una eventual reelección en los comicios de mayo próximo y garantizar el control del Congreso en las elecciones legislativas dos meses antes.