Venta de "autos chuecos" desplaza la de autos usados en Tijuana

El comercio establecido de automóviles usados está siendo desplazado por vendedores de unidades extranjeras irregulares, que operan en las calles de esta frontera, con casi ningún control, dijo Gilberto Leyva Camacho, presidente de Vendedores de Autos Usados de Tijuana.

Asimismo, manifestó que el último operativo llevado a cabo aquí, en contra de este tipo competidores informales fue hace dos años y ya no se han vuelto a implementar medidas.

El también vicepresidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) de Tijuana, indicó que mientras los afiliados a este organismo suman sólo 120 miembros, los vendedores de "autos chuecos" representan alrededor de cinco mil.

"El repunte lo tiene el comercio informal, mientras nuestras ventas van a la baja, ahí con ellos sí ha habido repunte, pues 95 por ciento del comercio de automóviles extranjeros irregulares lo tienen los informales", abundó.

Refirió que ahora "toda la ciudad se ha convertido en un tianguis de carros en la ilegalidad, lo que ha sido aprovechado por vivales engomadores, que extorsionan a la gente, con la promesa de legalizar su vehículo, y después de 20 años no lo han hecho".

Añadió que ante esta situación, el comercio de carros usados legalmente establecido, pierde varios millones de pesos cada año, pues de éste también dependen otros giros como carroceros, vidrieros, "yonqueros", pintores y otros.

También, señaló que un comerciante formal tiene que ofrecer garantía sobre el automóvil que vende, contrario al vendedor que ofrece sus automóviles irregulares en la vía pública, sin control y sin garantía de ninguna especie.