Prioriza UE economía y relega tema migratorio pese a tragedias

La cumbre de la Unión Europea (UE) que empieza mañana dará prioridad a una agenda centrada en la economía y el mercado digital, dejando para segundo plano las recientes muertes de más de 350 inmigrantes en las costas de Lampedusa (Italia).

La prioridad de los gobernantes de la Unión Europea que se reunirán este jueves y viernes en esta capital será coordinar su acción ante las nuevas pruebas de resistencia a los que se someterá la banca europea en 2014.

Según el borrador de conclusiones, los gobernantes señalarán la "urgencia" de preparar cortafuegos para proteger a sus economías de posibles malas reacciones de los mercados en el caso de balances negativos.

Al mismo tiempo, pedirán a sus ministros de Finanzas adoptar la directiva de recuperación y resolución bancaria y las directivas sobre garantías de depósitos con el fin de avanzar en el establecimiento de la unión bancaria, que también consideran "urgente".

Igualmente importante para ello es que se logre, antes de finales del año, un acuerdo político sobre las directrices para la recapitalización directa de las entidades problemáticas y el mecanismo único de resolución bancaria.

En el capítulo dedicado al crecimiento y el desempleo, los Veintiocho resaltarán la necesidad de restaurar la financiación a la economía real y a las pequeñas y medianas empresas (pymes), así como de poner en marcha la llamada garantía juvenil en enero próximo.

También volverán a comprometerse con la creación, para el primer semestre de 2014, de indicadores comunes sobre desempleo, proporción de jóvenes que ni estudian ni trabajan (ninis), desigualdad y pobreza.

La UE prometerá, además, ofrecer a sus ciudadanos formación en tecnologías de la información, un sector que podría tener unos 900 mil puestos de trabajo vacantes en 2015, según sus estimaciones.

Con eso en mente, acordarán completar el mercado único digital europeo hasta 2015, con un marco "apropiado" para la computación en la nube, y dotar la mancomunidad de una política de derecho de autor adaptada a la era digital.

"Un verdadero mercado digital único haría una contribución considerable al crecimiento y la creación de empleos en nuestros países, y sería vital para que Europa recobre un liderazgo global en ese sector", señaló el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, a los gobernantes de los Veintiocho en su carta de invitación a la cumbre.

El tema migratorio fue relegado a segundo plano, pese a que los Veintiocho como la Comisión Europea (CE) prometieron analizar en la cita maneras de evitar nuevas tragedias luego de los dos sucesivos accidentes con pateras procedentes del norte de África cargadas de refugiados que marcaron la mancomunidad este mes.

No obstante, el borrador de conclusiones de la cumbre, sujeto a modificaciones hasta el último instante, indica que la cuestión se zanjará con un mensaje de condolencias y que las medidas prácticas sólo serán abordadas en la cita siguiente, en junio.

"(La UE) expresa su profunda tristeza por los trágicos acontecimientos en el Mediterráneo, en los que perdieron la vida centenas de personas", afirma el texto, al que tuvo acceso Notimex.

"(Asimismo) da la bienvenida al grupo de trabajo creado por los Estados y la CE para estudiar medidas a tomar a corto plazo, especialmente en materia de cooperación con los países de origen, en colaboración con Frontex, y de lucha contra el tráfico y el contrabando", añade.