Organizaciones campesinas difieren sobre reforma hacendaria en el agro

Organizaciones campesinas difirieron sobre los alcances y retos que significa la reforma hacendaria que se discutirá en la Cámara de Senadores, pues mientras algunas la aplauden, otras la ven con preocupación por considerar que podría significar un aumento en los costos de producción.

El dirigente de la Confederación Nacional Campesina (CNC), Gerardo Sánchez García, aseveró que en la central que dirige "aplaudimos la reforma hacendaria que se aprobó en la Cámara" baja, y destacó la interlocución que existe con el gobierno y la Secretaría de Hacienda, donde se escucharon cuáles son las necesidades de los productores.

En conferencia de prensa en la Cámara de Diputados, resaltó que "los pequeños productores son altos beneficiarios de esta reforma, no sólo por el régimen simplificado o por las conquistas que se han obtenido, sino también por los beneficios que vamos a tener como sector social derivado de mayores recursos".

A su vez, el coordinador nacional del Congreso Agrario Permanente (CAP), Max Correa, explicó que existen algunas dudas sobre dicha reforma, pues que se contemple que algunos estratos de productores paguen 22, 30, 32 o 35 por ciento de Impuesto Sobre la Renta (ISR) mermará los ingresos de algunos productores.

En entrevista aseguró, sin embargo, que "vemos que es positivo que se hayan eliminado algunos regímenes donde algunos grandes 'tiburones' del sector agroalimentario se encubren con el régimen simplificado que se tenía".

En términos generales, dijo, lo que hace falta es tener certeza "de que los nuevos ingresos que calculamos en casi 16 mil millones de pesos puedan realmente canalizarse a garantizar la soberanía alimentaria y apoyar a la agricultura campesina y familiar. El círculo tiene que cerrarse con la Ley de Presupuesto".

Adelantó que se pedirá a los senadores que cualquier aprobación que se dé, traten ellos de llevarla amarrada a una negociación del presupuesto, aunque no es su facultad, pero es necesario que quede claro para qué es la recaudación.

Aseveró que 16 por ciento del Impuesto al Valor Agregado (IVA) causará un impacto en los costos de producción, "pero lo que se requiere es que por el lado del presupuesto se tenga una compensación con programas de inversión pública y de fomento a la productividad de la agricultura campesina y popular".

A su vez el representante de la Alianza Campesina del Noroeste (Alcano), Raúl Pérez Bedolla, consideró en entrevista que es preocupante que se aplique 16 por ciento de IVA a los insumos agropecuarios, porque incrementará los costos de producción.

En este caso se espera que en la Cámara de Senadores se efectúe una discusión, en la que los argumentos compitan y que "se hagan observaciones de cómo proteger a los pequeños y medianos productores para que no se incrementen sus costos de producción".

A su parecer, las grandes agroempresas "tienen que tener un tratamiento de tributación fiscal porque hacen grandísimos negocios, ahí no tenemos nada qué opinar, y que ellos busquen una forma para equilibrarse, pero la lógica es que ellos van a trasladar este impuesto".

Refirió que como se observa en la reforma, en el ISR no hay afectación para los pequeños productores, porque los límites que se manejan no incluyen a los productores de bajos recursos; "lo que nos preocupa son los impuestos y la aplicación del IVA", principalmente en la frontera donde es generalizado el aumento, concluyó.