Mantendrá Condusef alerta sobre Sofomes con prácticas indebidas

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios (Condusef) se mantendrá alerta sobre las prácticas indebidas que algunas Sofomes y Sofoles realizan para provocar un nivel mayor de endeudamiento de sus clientes.

De hecho, advierte, en caso de ser necesario, se llamará a los representantes de las Sociedades Financieras de Objeto Múltiple (Sofomes) para platicar sobre ese tipo de prácticas y que hasta el momento solo se han detectado en Chihuahua.

El presidente de la Condusef, Mario Di Costanzo, refirió que hasta el momento no se ha detectado ningún caso en el Distrito Federal, ni en otra parte del país, por lo que la alerta se envió de manera específica a Chihuahua.

No obstante, apuntó, el organismo se mantendrá vigilante para evitar que ese tipo de casos se extiendan a otras partes de la República y afecte de manera importante el nivel de pago de los clientes de dichas entidades.

Y es que hace una semana, la Condusef emitió una alerta a usuarios de Sofomes y Sociedades Financieras de Objeto Límite (Sofol) sobre actividades comerciales que se pudieran apartar de las sanas prácticas y de lo pactado en los contratos de crédito en Chihuahua.

Ejemplo de ello, precisó, es aceptar únicamente el pago en efectivo y de esta forma, niegan la liquidación anticipada de créditos de sus clientes, que por cierto, se realiza con préstamos adicionales otorgados por otras instituciones financieras.

La mecánica de operación es que la Sofom A otorga un crédito al usuario X, esta entidad celebra un factoraje con una Sofom B y le vende los derechos de créditos, incluidos los usuarios X, y la Sofol C le otorga un nuevo crédito al usuario X, supuestamente para pagar su crédito original, pero no se liquida el adeudo original.

La conclusión, señala la Condusef, es que por causas ajenas al usuario X (por actividades que se apartan de las sanas prácticas financieras), ahora el usuario X tiene supuestamente que liquidar dos créditos.

El organismo regulador y supervisor subrayó que hasta el momento se han presentado 115 casos, donde la Sofol C, otorgante del segundo crédito, realiza el pago a la Sofom mediante un cheque cuyo importe aplica como abono a cuenta y no para liquidar el préstamo original, lo que perjudica al usuario final.