Alí Chumacero, una institución en la cultura mexicana

El poeta, ensayista y editor mexicano Alí Chumacero es considerado una figura clave en el panorama cultural del siglo XX mexicano, como poeta, editor de obras fundamentales, como "Pedro Páramo", de Juan Rulfo, y fundador de revistas y suplementos culturales.

A tres años de su muerte, que se cumplen mañana, Chumacero sigue siendo sinónimo de intensidad, entre la que destaca su singular forma de ver la vida, cuyo itinerario, dijo alguna vez, le suponía no respetar las normas ni cuidarse de nada.

Alí Chumacero nació el 9 de julio de 1918, en Acaponeta, Nayarit, luego vivió parte de su adolescencia en Guadalajara donde estudió hasta el bachillerato, para finalmente trasladarse a la capital mexicana e inscribirse en la Universidad.

En 1939, con apenas 19 años, Chumacero emprendió la tarea de fundar la revista "Tierra Nueva", que apareció en enero de 1940, y poco a poco se convirtió, junto a sus compañeros, en un relevo generacional, señala el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

Chumacero, agrega, se inició así en el oficio de la tipografía, una más de sus profesiones.

En esa época publica su "Poema de amorosa raíz", que marca el inicio de una obra trascendente, que no tarda en recibir la aprobación de la crítica y que da como primer fruto el libro "Páramo de sueños" (1944). Después vendrían "Imágenes desterradas" (1948) y "Palabras en reposo" (1956).

Como editor también dejó huella, tan es así que se considera importante para que la novela "Pedro Páramo" del escritor Juan Rulfo (1917-1986) haya tenido el éxito, pues cuentan que fue él quien mejoró drásticamente la obra.

El poeta se convirtió en figura clave en la historia del Fondo de Cultura Económica, casa en la que colaboró por medio siglo, como escritor, editor, redactor y corrector de cientos de obras.

En esa época convivió con los más importantes escritores mexicanos de la época, como Xavier Villaurrutia (1903-1950), Carlos Pellicer Cámara (1897-1977), Salvador Novo (1904-1974) y Bernardo Ortiz de Montellano (1899-1949), entre otros.

En 1964 fue nombrado miembro de la Academia Mexicana de la Lengua y en 1967 el Fondo de Cultura Económica (FCE) publicó una recopilación del escritor denominada "Entre voces".

Pasaron varios años antes de que recibiera su primer reconocimiento, el Premio Xavier Villaurrutia, en 1984, seguido del Internacional Alfonso Reyes, en 1986.

En su cumpleaños 90 se le rindió un homenaje en el Palacio de Bellas Artes en la Ciudad de México y su imagen apareció en los billetes de lotería de la serie "Grandes poetas mexicanos".

Un año antes de su muerte se presentó el documental "Palabras en reposo", que contiene una serie de entrevistas con Chumacero, así como testimonios de amigos y familiares.

Alí Chumacero falleció a los 92 años de edad, el viernes 22 de octubre del 2010, en la Ciudad de México.