Rinde homenaje el Papa a las mujeres "que no se cansan"

El Papa Francisco rindió hoy homenaje a "todas las mujeres que rezan y que no se cansan nunca y que son testimonio de fe, valor y de modelo de oración", durante el rezo dominical del Angelus en la plaza de San Pedro.

El Pontífice recordó a la misionera italiana Afra Martinelli, asesinada hace unos días en Nigeria durante un asalto, cuya muerte, dijo, "fue llorada por todos, cristianos y musulmanes".

"Historias como la suya ayudan a entender el sentido de la misión cristiana, cuyo método no es el proselitismo, sino el de compartir una flama que calienta el alma", explicó.

"Pienso en tantas mujeres, en todas las mujeres que rezan y que no se cansan nunca, recordemos a estas mujeres que son testimonio de fe, valor y de modelo de oración", dijo.

Asimismo, el Papa recordó a "todas las madres" de Argentina, su país natal, donde hoy se celebra su fiesta.

También alentó a los cristianos a "rezar siempre, sin descanso", aunque precisó que "la oración perseverante es expresión de la fe en un Dios que nos llama a combatir con Él, todos los días, en todo momento, para vencer al mal con el bien".

"La lucha contra el mal es larga, requiere paciencia y resistencia", afirmó.

Francisco también recordó a Stefano Sándor, que el sábado fue proclamado beato en Budapest y que "afrontó la persecución con valor y fue asesinado a los 39 años".