Se autodestruye misil francés intercontinental durante prueba

Un misil balístico intercontinental M-51, con capacidad de portar ojivas nucleares, se autodestruyó hoy en aguas del océano Atlántico, durante una prueba cerca de las costas francesas, la primera falla en su tipo desde 1996.

El Ministerio francés de Defensa informó en un comunicado que el misil, desprovisto de su carga nuclear, se destruyó minutos después de su lanzamiento, durante la primera fase de propulsión, por causas aún desconocidas.

El cohete fue lanzado esta mañana cerca de las 09:30 horas locales (07:30 GMT) desde el submarino nuclear Le Vigilant, en aguas territoriales galas del Atlántico, frente a la bahía de Audierne, en Normandía, en la costa noroeste de Francia.

"La autodestrucción, que se produjo durante un ejercicio militar y tuvo lugar en una zona prohibida a la navegación marítima y aérea por lo que no hubo ningún daño", destacó el boletín de prensa, según un reporte de la edición electrónica del diario Le Figaro.

El misil balístico M-51, que sustituyó en 2010 al modelo anterior, M-45, en el arsenal de los submarinos estratégicos de Francia, tiene capacidad de albergar hasta seis cabezas nucleares y puede alcanzar un blanco situado entre los ocho mil y 10 mil kilómetros de distancia.

El Ministerio de Defensa destacó que las autoridades tratan de recuperar los restos del pertrecho bélico para minimizar el impacto ecológico que se pueda causar, aunque reiteró que cayeron en una zona de exclusión, y para contribuir a esclarecer las causas de la destrucción.

La prueba fue la sexta que realiza Francia de un M-51 y la tercera desde un submarino, desde que fue puesto en operación en julio de 2010, aunque es el primer fracaso desde 1996.

La explosión del misil causó el asombro de muchas personas en la Bahía Audierne, ya que se escuchó "muy fuerte" y su onda expansiva hizo vibrar el suelo, según relataron varios testigos.