Rechaza Schmelkes un perfil estudiantil homogéneo para el país

Para definir los perfiles estudiantiles se deben favorecer las lenguas y las culturas que nos hacen diversos y tener significado para las diferentes regiones y grupos sociales, no pueden ser homogéneos, sostuvo Sylvia Schmelkes, presidenta de la Junta de Gobierno del Instituto Nacional de Evaluación de la Educación (INEE).

Al participar en la presentación de la obra Las Reformas que Necesita la Educación Mexicana. Propuesta en Busca de Consenso, en la Universidad Iberoamericana y hablar del grupo de 0 a 18 años de edad, la recién nombrada presidenta del organismo expuso que "de hecho, son los grupos de clases medias los que mejor responden a este currículum homogéneo".

"De alguna manera el tipo de niño o niña que se tiene en mente cuando se desarrolla el currículum es a la clase media. Los indígenas, los habitantes del medio rural, los que viven en las zonas de pobreza urbana, que son las grandes mayorías, tienen menores rendimientos; aunque sabemos que esta no es la única causa, sí es una causa más", dijo.

Consideró que el currículo actual está sobrecargado. "Sigue habiendo un exceso de conocimientos que no son indispensables. Estos se aprenden a costa del desarrollo de habilidades básicas y superiores y de valores de convivencia".

"Desde nuestro punto de vista deberían ser las prioridades: el desarrollo de habilidades y valores para la convivencia". Entonces, dijo, necesitamos un currículum ligero en sus contenidos y claro en sus propósitos.

La funcionaria advirtió que el grupo poblacional de 15 años o más son los más olvidados. Asentó que 33 millones de personas no han concluido la educación básica y si se suman los de la educación obligatoria son muchos más. A este rezago se agregan 500 mil personas cada año, destacó.

En su oportunidad, el fundador del INEE, Felipe Martínez Rizo, subrayó la importancia de que "se le de la vuelta al sistema", porque actualmente están concentradas todas las facultades, decisiones, planeación, definición de estrategias, de proyectos, etcétera, en la Secretaría de Educación Pública a la cabeza.

"Y, abundó, si nos vamos yendo hacia abajo, los estados tienen facultades muy limitadas, las zonas escolares menos y las escuelas prácticamente ninguna".

La idea es que el punto central sea la escuela como tal y se vean todos los demás niveles como un apoyo al estado, con la SEP como un factor importante para temas de coordinación, pero no con el peso que tiene actualmente.

En su momento, Reyes Tamez Guerra, ex secretario de Educación Pública, se refirió a la importancia de crear un instituto nacional de becas y de crédito educativo para que en la educación superior las razones económicas no sean las que detengan los estudios de un joven.

Asimismo se pronunció por la creación de una secretaría de educación superior.