Amenaza fuerte incendio zona residencial en California

El incendio Springs, que consumió más de cuatro mil hectáreas en unas horas en California, amenaza hoy con alcanzar una zona residencial en Malibú, luego que los equipos contraincendio luchan por controlarlo, advirtieron las autoridades.

Afirmaron que hasta ahora no se han reportado pérdidas de vidas humanas ni heridos, pero que las llamas ya destruyeron por lo menos dos viviendas.

El Departamento Forestal de California informó que Springs, en el condado de Ventura, al norte de Los Ángeles, estaba controlado este amanecer en sólo un 10 por ciento, pero se anticipaban altas temperaturas y fuertes vientos este viernes.

El Departamento de Bomberos de Ventura evacuó al amanecer a residentes de unas 15 casas, pero el fuego avanzaba a unos diez kilómetros de un primer asentamiento con más de dos mil viviendas y 100 propiedades comerciales en Malibú.

Los bomberos evacuaron también la Universidad de California en Isla Chanel, un plantel de unos cinco mil alumnos y desplazaron unos 20 camiones cisterna al interior e inmediaciones de esa escuela.

El vocero de Bomberos de Ventura, Tom Kruchke, dijo que el incendio inició la tarde del jueves con el reporte de un siniestro de unos 400 metros cuadrados cerca de la carretera costera estatal 101.

Sin embargo, el fuego alcanzó pronto mayores proporciones debido a la maleza y pastos secos, altas temperaturas y vientos de más de 75 kilómetros por hora.

En unas horas el incendio consumió unas 160 hectáreas y pese a que las temperaturas bajaron durante la noche, fueron inútiles estas condiciones para ganar control al fuego porque continuaban los vientos.

El Servicio Meteorológico estadunidense emitió el jueves una alerta para el sur de California por condiciones "extremas" propicias para incendios.

La alerta indicó que jueves y viernes se presentarían temperaturas mucho más altas que las normales para esta época del año y vientos de Santa Ana, ráfagas de hasta 110 kilómetros por hora constantemente cambiantes.