Debaten organizaciones en Honduras problemática social de juventud

Organizaciones de la sociedad civil hondureña debatieron hoy en esta capital los problemas sociales que afectan a la juventud de este país centroamericano.

El eje de la discusión fue la mora de Tegucigalpa para cumplir con sus compromisos ante la Conferencia Regional sobre Población y Desarrollo de América Latina y el Caribe, celebrada en agosto pasado en Montevideo.

Honduras tiene alrededor de ocho millones de habitantes, 60 por ciento de ellos menores de 30 años, que afrontan la falta de acceso a la educación y al trabajo, dijo a Notimex la dirigente juvenil Gabriela Flores.

La activista indicó que una gran cantidad de estos jóvenes buscan emigrar, y que cada año son deportados unos 200 mil hondureños desde México y Estados Unidos.

Otro problema que vive este sector de la población es la violencia que registra el país, pues la mayoría de las personas que son asesinadas son menores de 35 años, mencionó Flores.

En el foro de la sociedad civil también se expuso la sistemática violación a los derechos de los migrantes, debido al racismo, xenofobia y homofobia, explotación y violencia, en particular contra las mujeres, niñas y adolescentes.

"Estamos preocupados por el impacto de la crisis económica en las condiciones de vida de los migrantes y la creciente complejidad de la migración, travesía y cruce de fronteras", dijo el dirigente del Centro de Investigación y Promoción de Derechos Humanos (CIPRODEH), Wilfredo Méndez.

Los activistas insistieron en que se debe cumplir la plena inclusión de todos los asuntos de la migración internacional, incluidas las políticas de regulación en las agendas y estrategias nacionales, regionales, mundiales para el año 2015.

Las organizaciones también examinaron los desafíos que enfrentan los países centroamericanos por las condiciones de pobreza de la población, el cambio climático y la necesidad de reducir la brecha en la calidad de vida de la población.