Se agudiza huelga de médicos en El Salvador

La huelga que mantiene el sector del sistema público de El Salvador en demanda de un aumento salarial se agravó hoy debido a que el Seguro Social también se sumó al paro en la zona metropolitana.

Pese a que el Sindicato de Médicos y Trabajadores del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (Simetrisss) negociaba con las autoridades de la institución una nivelación al salario, volvieron este lunes a paralizar al menos los Hospitales General, Quirúrgico y Oncología en esta capital.

El paro que realizaron de dos días los empleados del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS) la semana pasada, fue declarado ilegal por las autoridades judiciales, mientras que los huelguistas levantaron la medida de presión y se comprometieron a volver a la mesa de negociaciones.

La dirección del ISSS confirmó que quedó sin efecto el diálogo desde este lunes, debido a que los sindicalistas y médicos rompieron de nuevo el pacto de no afectar a los derechohabientes.

"Estamos claros que los médicos necesitan un aumento pero también debe de haber un compromiso para mejorar la atención", expresó el director del Seguro, Leonel Flores, en un programa de un canal de televisión, al tiempo que manifestó su oposición a que se le suspenda.

Los médicos del Seguro aseguran que desde hace 13 años no reciben aumentos.

En tanto, el paro en el sistema público de salud continúa este lunes en la mayoría de hospitales y clínicas del país.

En San Salvador, desde la Plaza de Salud, un grupo de sindicalistas, médicos y empleados iniciaron una marcha hacia el Ministerio de Salud (Minsal) y otros para la Asamblea Legislativa para exigir que no se suspenda el escalafón salarial.

La viceministra de Salud, Violeta Menjívar, aclaró que en ningún momento se les está quitando el escalafón, sino que el gobierno no ha presupuestado para 2014 el aumento que significaría erogar casi 24 millones de dólares solo para salarios, debido a que no se tienen los recursos.

Indicó que el congreso estudia la situación, pues es el único que puede decidir en el caso del aumento del escalafón.

De acuerdo con Menjívar, más de 49 mil consultas se han perdido en el sistema de salud estatal por la huelga, al tiempo que elogió a los empleados del Hospital de Maternidad, por ser el único que no ha paralizado las labores a pesar que exige también sus derechos salariales.

Las consultas externas, el servicio de laboratorio, las cirugías y la parte administrativa, han sido suspendidos por los huelguistas, que aseguran que el paro es indefinido hasta lograr una solución a sus demandas.

El presidente de El Salvador, Mauricio Funes, advirtió el fin se semana que no cederá a presiones e instó a los huelguistas a retomar sus lugares de trabajo para no seguir afectando más a miles de usuarios.

Las autoridades y analistas coinciden en señalar que estos movimientos tienen tintes políticos en el marco de la agitada campaña electoral que inicia en la medianoche de este lunes rumbo a las elecciones de febrero de 2004.