Demandan solución a tema migratorio entre Australia e Indonesia

El director ejecutivo del grupo bancario australiano ANZ, Mike Smith, pidió hoy la resolución del problema migratorio que enfrentan Australia e Indonesia, el cual tuvo un nuevo capítulo con 22 muertos y 30 desaparecidos.

Es claro que ese problema debe de ser resuelto a fin de que no descarrile las importantes relaciones comerciales, económicas y de inversión entre ambos países, las cuales deben estar en el frente de su agenda común, dijo a The Australian.

Smith habló al diario australiano desde Singapur en camino a Yacarta, Indonesia, donde se unirá a la comitiva del primer ministro australiano Tony Abbott, quien realiza su primera salida internacional desde que asumió el cargo la semana pasada.

Previo a su partida a la capital indonesia, donde se reunirá con el presidente Susilo Bambang Yudhoyono la noche de este lunes, el jefe del gobierno australiano aseveró que en muchos aspectos Indonesia es su relación más importante.

El jefe del ANZ, con 28 sucursales en 11 ciudades indonesias, destacó el papel regional de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), donde Indonesia tiene el principal lugar.

Añadió que Corea del Sur, China y Taiwán ven cada vez más hacia Indonesia, lo que en conjunto obliga a que Australia mejore sus relaciones con Yacarta.

Indonesia se queja de que la política australiana de rechazo a las embarcaciones con peticionarios de asilo que buscan llegar a sus costas, viola su soberanía y rechaza apoyarla.

La visita y las diferencias en materia migratoria coincidieron con el hundimiento el pasado viernes de un buque con demandantes de asilo rumbo a Australia frente a las costas indonesias.

A bordo de la nave viajaban unas 80 personas, de las cuales fueron rescatas 25, 22 murieron, entre ellas siete niños, y 33 se encuentran desaparecidas, muchos también menores de edad, describió un despacho de la agencia indonesia de noticias Antara.

Luego del rescate las autoridades de Indonesia señalaron que los naufragos provenían de Jordania, Líbano, Siria y Yemén, con unos 60 de nacionalidad libanesa.

De acuerdo a Antara, desde fines de 2007 a la fecha se estima que unos 45 mil demandantes de asilo han llegado a Australia a bordo de unas 400 naves.

Este lunes el diario The Australian señaló que las autoridades australianas rechazaron las declaraciones de uno de los sobrevivientes, de que llamaron desde el jueves a las autoridades australianas en demanda de auxilio.

La prensa libanesa, por su parte, señaló que 24 de los fallecidos provenian del norte de Líbano, donde las repercusiones de la guerra en Siria ha creado una crisis económica que lleva a mucha gente a vender sus propiedades en busca de nuevos horizontes en Australia.