Expondrá Cristina Ruiz en España, Francia y México

Su versatilidad y talento, le han permitido a la artista plástica mexicana Cristina Ruiz, conocida como "La Pintora del Amor", exponer en diversas partes del mundo, y este fin de año no será la excepción, de ahí que galerías de España, Francia y México albergarán parte de su obra.

La gira de su obra comenzará en el Centro de la Artes de Sevilla, en España, donde exhibirá, del 22 de octubre al 2 de noviembre, un segmento de su producción sobre el amor.

Paralelo a ello, los días 25, 26 y 27 de octubre estará exponiendo en el "Carrusel" del Museo de Louvre, en París, Francia, con una propuesta más abstracta, informó a Notimex Cristina Ruiz.

En entrevista, la autora del poemario "Canto al amor" indicó que la exposición que montará en La Sorbona, en París, estará dedicada a los muertos y al amor, y que podrá ser apreciada del 2 al 5 de noviembre.

A pesar de no pintar calaveras, la también escultora aseguró que en "No es que muera de amor, muero de ti" da cuenta de los sentimientos más profundos del ser humano: el amor, el desamor, la pasión y la ternura.

Por otro lado y retomando la temática del amor, su obra llegará al Centro de Arte Contemporáneo "Addaya", en Palma de Mallorca, España, del 20 al 25 de noviembre.

Visiblemente satisfecha por lo logros obtenidos a lo largo de su trayectoria, Cristina Ruiz comentó que exponer en el extranjero es "un gran orgullo y una gran oportunidad para poner el nombre de México en alto".

"En Europa y Estados Unidos mi obra es, por así decirlo, exaltada, incluso ya me la han pedido. Sin embargo, México, mi país, también la ha acogido de maravilla", comentó.

Prueba de ello es que del 2 al 8 de diciembre, en la Cámara de Diputados, podrá apreciarse algunas de las piezas de "Las voces del amor", colección conformada por 200 piezas, entre esculturas, pinturas, arte-objeto y joyería.

Tras su exhibición en el recinto de San Lázaro, se presentará en el Centro Cultural Mexiquense Bicentenario, en Texcoco, con motivo del mes del amor y la amistad.

De acuerdo con Ruiz, con sus obras pretende que el espectador evoque su propio sentir, a partir de sus vivencias. "Mi mayor éxito ha sido que la gente, cuando ve la obra, sienta algo; no es un ´me gusta´ o un ´no me gusta´, sino el despertar algo en ellos", anotó.

Comentó que muchas veces la gente le ha expresado: "Al ver esta obra se me puso la piel chinita y me dieron ganas de hablarle a mi hermana con la que estoy peleada o me dieron ganas de reconciliarme con mi hijo".

Entre sus planes a futuro, manifestó su deseo por seguirse abriendo camino; "en los últimos tres años estuve exponiendo mucho en Sudamérica, Estados Unidos y Europa, pero no había podido hacerlo en mi país, y ahora me siento feliz porque se me están abriendo nuevas oportunidades".

Finalmente, expresó: Dios quiera que también aquí, en mi país, puedan disfrutar de esto que para mi es mi vida. Lo que intentó es sembrar en alguien el deseo de acudir a los museos, como una esperanza de fe o de amor.