Acudirá Letta a Parlamento para comprobar estabilidad de gobierno

El primer ministro de Italia, Enrico Letta, confirmó hoy al presidente Giorgio Napolitano su intención de acudir al Parlamento para comprobar la estabilidad de su gobierno, tras las amenazas de dimisión de legisladores del partido de Silvio Berlusconi.

En un comunicado, la Presidencia confirmó que Napolitano, quien recibió a Letta por más de una hora, expresó su "pleno consenso" al plan del primer ministro para afrontar la crisis política derivada de las amenazas de Berlusconi, cuyo partido forma parte de la coalición oficial.

"En el encuentro fue dado el pleno consenso del presidente de la República al recorrido que el presidente del Consejo (Letta) le ha presentado", dijo el comunicado.

Precisó que el plan prevé que en una reunión del Consejo de Ministros, a realizarse esta noche, Letta consulte ante los miembros de su Ejecutivo, que incluye a ministros del Partido del Pueblo de la Libertad (PDL) -de Berlusconi-, cuál es el apoyo con el que aún cuenta.

En un segundo momento, se indicó en el comunicado, Letta acudirá al Parlamento con la misma intención.

La crisis fue abierta tras la enésima amenaza (hecha la noche del miércoles pasado) de los parlamentarios y ministros del PDL de renunciar en masa en caso de que Berlusconi sea expulsado del Parlamento, en una votación prevista para el próximo 4 de octubre.

El ex primer ministro fue condenado el 1 de agosto pasado en vía definitiva a cuatro años de reclusión por fraude fiscal, por lo que debería abandonar el Senado en cumplimiento de la ley Severino, que prevé ello para los condenados a más de dos años de cárcel.

Sin embargo, su expulsión será votada el 4 de octubre próximo en la Comisión de Inmunidad del Senado, por lo que Berlusconi y sus correligionarios amenazan con hacer caer al Ejecutivo de coalición de Letta si ello ocurre.

La víspera, Napolitano condenó las nuevas amenazas de Berlusconi, mientras Letta acusó al PDL de "humillar" a Italia.

Por su parte, medios de prensa aseguraron que el ex primer ministro está "aterrorizado" por la posibilidad de que sea arrestado en los próximos días en el marco de otras indagaciones judiciales en las que es acusado de corrupción.