Exige ONU a Siria autorice entrada de Comisión de Derechos Humanos

El Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas (ONU) demandó hoy al gobierno sirio que autorice la entrada a los miembros de la Comisión de Investigación sobre Siria, a quienes ha negado el ingreso a su territorio en reiteradas ocasiones.

La Comisión, liderada por el brasileño Paulo Pinheiro, fue designada por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en agosto de 2011 para investigar y documentar crímenes de lesa humanidad, de guerra y serias violaciones de derechos humanos cometidos durante la guerra civil.

A diferencia de la Comisión que investiga armas químicas, Damasco no ha permitido la entrada de esta Comisión formada por varios expertos entre los que figura la juez Carla del Ponte.

El Consejo, formado por 47 miembros, adoptó por mayoría la medida, Venezuela fue el único país que votó en contra de la resolución que condenó tanto los crímenes perpetrados por el régimen del presidente sirio Bashar al-Assad, como por grupos opositores armados.

Esta es la doceava resolución que ha sido adoptada por el máximo órgano de Derechos Humanos de la ONU en relación al conflicto en Siria y es la que logró el mayor número de votos, 40 en favor, uno en contra y seis abstenciones.

Minutos después de haber adoptado el texto que condenó la violación de los derechos fundamentales de la población siria, los embajadores de Reino Unido, Estados Unidos, Francia y Turquía, que patrocinaron el texto, ofrecieron una rueda de prensa.

Esta es la primera vez que esos países ofrecen un encuentro conjunto con la prensa lo que significó un claro mensaje de unidad de la comunidad internacional contra la crisis humanitaria que se vive en Siria.

La representante británica ante la ONU en Ginebra, Karen Pierce, subrayó que "si al-Assad no tiene nada que esconder, debe dejar entrar a los miembros de la Comisión".

Es claro que a Damasco "no le resulta cómodo cooperar con ella", sostuvo.

El embajador de Francia, Nicolas Niemtchinow, coincidió con las declaraciones de su homóloga británica al resaltar que Siria debe dar "un acceso total e irrestricto" para todos los miembros de la Comisión y no sólo a Del Ponte que fue invitada a título personal.

En fecha reciente, Del Ponte se negó a trasladarse a Siria a "título personal", porque es parte de una comisión y exigió que se extendiera la invitación a todos sus integrantes.

El embajador de Turquía, Mehmet Ferden Çarikçi, recordó por su parte el sufrimiento de siete millones de sirios que se han visto forzados a abandonar sus hogares y que viven en condiciones extremadamente vulnerables.

La embajadora de Estados Unidos, Eileen Donahoe, advirtió a su vez que el mensaje para al-Assad es simple y claro, "debe detener los ataques indiscriminados contra civiles desprotegidos".