Al menos 356 muertos y más de 300 mil afectados por sismo en Pakistán

La cifra de muertos por el fuerte sismo que sacudió hace dos días el suroeste de Pakistán se elevó hoy a 356, mientras que los heridos llegaron a 619 y los afectados superan los 300 mil, según el más reciente balance de los daños

Mohammad Buledi, portavoz del gobierno de Baluchistán, la provincia más afectada por el temblor de 7.7 grados Richter del martes pasado, actualizó esta noche (tiempo de Pakistán) los daños e informó la situación de miles de personas que quedaron sin hogar.

En una improvisada rueda de prensa, el funcionario precisó que hasta ahora se tiene confirmada la muerte de un total de 356 personas, con la recuperación de otros seis cuerpos entre los restos de una vivienda del distrito de Awaran, mientras que los lesionados suman 619.

"Me temo que puede haber más cuerpos enterrados bajo los escombros", destacó Buledi, tras afirmar que alrededor de 300 mil personas han sido afectadas en zonas remotas de la provincia, según un reporte de la cadena privada paquistaní Dawn.

El portavoz del gobierno provincial destacó que el fuerte sismo también afectó los sistemas de comunicación de gran parte de la provincia y un sinnúmero de caminos, por lo que los equipos de rescate se enfrentan a dificultades para llegar hasta los sobrevivientes de las zonas remotas.

Pese a la difícil situación que enfrentan miles de familias, que pasarán otra noche a la intemperie, la Autoridad Nacional de Gestión de Desastres (NDMA) anunció que usará sus propios recursos disponibles para el rescate y socorro, aun cuando Naciones Unidas ofreció su ayuda.

"Tenemos suficientes recursos para hacer frente a la situación que ha surgido después del terremoto en Awaran y Kech, aunque los donantes internacionales y algunos países amigos también han ofrecido su cooperación", indicó Mohammad Saeed Aleem, responsable de NDMA.

Aseguró que personal del organismo a su cargo ha logrado llevar ayuda a los damnificados de los distritos más afectados y distribuyó alimento y agua por medio de personal del Ejército a las zonas más remotas de los distritos de Awaran, Kech, Gwadar, Panjgur, Chaghi y Khuzdar.

Sin embargo, sobrevivientes aseguraron a Dawn que la situación es varias regiones alarmante, sobre todos para los lesionados, que no han recibido aún atención médica, "los pacientes se están muriendo", dijo un hombre a Dawn desde un hospital en el Distrito en Awaran.

El hombre dijo que un gran número de casas de adobe se derrumbó como consecuencia del terremoto y las fuertes replicas que continúan registrándose en la zona, "hay muchas personas atrapadas entre los escombros, hay que ir por ellas", indicó.

Imágenes de la televisión mostraron casas derrumbadas y a varias familias sentados al aire libre, fuera de sus hogares dañados y los escombros de barro de muchas otras a su alrededor.

El temblor fue tan fuerte que se sintió en lugares tan lejanos como Nueva Delhi, capital de la India y Dubai, en los Emiratos Árabes Unidos (EAU), en el Golfo Pérsico.

En 2005, un terremoto de 7.6 grados Richcter que sacudió la región de Cachemira, provocó la muerte de al menos 73 mil personas y dejó varios millones más sin hogar, en uno de los peores desastres naturales de Pakistán.