Desaceleración en México será "corta y ligera": expertos

México se encuentra en un proceso de desaceleración económica, aunque será "muy corto y ligero", señaló la directora de Análisis Económico Financiero de Banco Base, Gabriela Siller.

Durante su participación en el X Foro del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) del Valle de Toluca, dijo que el sector secundario mostró una desaceleración en el segundo trimestre del año, en áreas como la construcción, minería y manufactura.

Destacó que la incertidumbre financiera, aunado a una menor generación de empleo, también generó una volatilidad en el tipo de cambio y una menor confianza del consumidor, lo cual se tradujo en un menor consumo minorista y mayorista.

"Se podría decir que estamos en un ciclo recesivo", debido también a la correlación de nuestra economía con la de Estados Unidos, agregó la especialista, ya que ese país vivió una desaceleración pronunciada hacia finales del 2012, y que afectó a México a partir del segundo trimestre de este año.

Destacó que para que una recesión se pueda considerar como tal, se deben registrar dos caídas consecutivas del Producto Interno Bruto (PIB), lo cual se podrá saber si los resultados del tercer trimestre, que se darán a conocer en noviembre próximo, son negativos.

En cuanto al tipo de cambio, dijo que éste se ha ubicado en máximos de 14.05 pesos y en mínimos de 11.93 pesos a lo largo del año, determinado por lo que sucede en el exterior, particularmente por las políticas de la reserva Federal estadounidense.

De igual forma, dijo que las metas de inflación del Banco de México (Banxico) se han mantenido, sin embargo la inflación subyacente se ha ubicado en los últimos tres meses en mínimos históricos, por lo que los precios de los productos no agropecuarios han descendido.

Señaló que el Banco central también recortó su tasa de interés debido a un menor crecimiento y a menores tasas de inflación, lo que ocasionó una caída en la tasa de los Cetes, así como el diferencial de la tasa entre México y Estados Unidos.

Dicha situación, agregó, resta atractivo para invertir en instrumentos financieros en el país, lo cual se refleja en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), que lleva hasta el momento una caída acumulada de casi 5.0 por ciento.

En cuanto a la reforma hacendaria, Gabriela Siller destacó que la eliminación del IETU fomenta una mayor acumulación de capitales, así como la productividad del país, sin embargo hay impuestos que afectan a sectores productivos críticos.

En ese sentido, dijo que el Impuesto Sobre la Renta (ISR) podría afectar a los desarrolladores de vivienda, mientras que generalizar el IVA a 16 por ciento en la frontera norte también podría afectar al sector manufacturero del país.

De tal forma, y considerando dichos factores, pronosticó una caída marginal del PIB en el tercer trimestre y un repunte marginal durante los últimos tres meses del año, con lo que la economía podría cerrar con un crecimiento anual de 1.06 por ciento.

Sin embargo, destacó que México cuenta con un déficit fiscal estable, situación que ha afectado a otras economías, así como una inflación menor a lo esperado, por lo que el crecimiento económico, impulsado por las reformas, podría reflejarse a partir del próximo año.