Presenta Jonathan Teplitzky en San Sebastián "The railway man"

Con la premisa del perdón, contemplando lo mejor y lo peor de la humanidad, el director Jonathan Teplitzky presentó hoy aquí su película "The railway man" (El viaje más largo), que compite por la Concha de Oro del Festival de Cine de San Sebastián.

"Una de las cosas que me ha interesado mucho al rodar esta película es que es una historia que revela y que contempla lo peor y lo mejor de la naturaleza humana, que define lo que es la humanidad", indicó sobre su película, protagonizada por Colin Firth y Nicole Kidman.

Señaló que "lo que nos convierte en seres humanos y nos separa de los animales es la capacidad de tener la emoción de la venganza y el odio y buscar la capacidad de poder amar y buscar el perdón en aquellas personas que nos pueden llegar a atormentar".

"Mirándolo como una idea enorme, historia enorme, la idea del perdón en este mundo moderno es algo interesante e importante de explorar. Creo que es una de esas emociones que definen a la humanidad", anotó.

Esta película se basa en la historia real de Éric Lomax, un oficial británico fascinado desde su infancia por los ferrocarriles. Durante la Segunda Guerra Mundial fue capturado por los japoneses y enviado a un campo de trabajo en la línea férrea entre Birmania y Tailandia.

Allí, él y sus compañeros tuvieron que sobrevivir en condiciones extremas a las torturas de sus captores.

Décadas después, Lomax vive en el norte de Inglaterra retirado junto a su esposa Patricia y centrado en su pasión por los trenes, cuando descubre que el soldado japonés responsable de gran parte de su sufrimiento sigue vivo.

Teplitzky resaltó que la esencia de la película es que "sea lo que sea lo que atravesamos en la vida, es posible seguir adelante si uno está dispuesto a soltar su pasado".

El productor Bill Curbishley anotó que "para mí la tortura no es aceptable bajo ninguna circunstancia y posiblemente algunas personas pueden justificarlo para salvar la vida de otras personas".

"La virtud sublime o divina del perdón es una prueba para cualquier persona. Durante la película uno piensa que el protagonista (Éric) no puede, pero lo logra hacer de una manera sublime, la fuerza del amor es más fuerte que la fuerza del odio".