Separa gobierno de Querétaro a funcionario inhabilitado

El gobierno del estado anunció la separación del cargo del jefe de departamento de la Dirección de Auditoría de la Contraloría estatal, inhabilitado por cinco años por el cabildo de El Marqués.

La presidencia municipal de El Marqués dio a conocer ayer la inhabilitación de cinco exfuncionarios municipales, entre ellos el excontralor Alejandro Ángeles Arellano, quien no entregó documentos en el proceso de entrega-recepción.

El secretario de la Contraloría estatal, Juan Gorráez Enrile, informó que Ángeles Arellano renunció al cargo que ocupaba en esta dependencia estatal, para hacerle frente a la resolución que lo inhabilita en el servicio público por cinco años.

Aclaró que este es un procedimiento ajeno a la Secretaría de la Contraloría, porque se trata de un caso de la contraloría municipal y del cabildo, pero se aceptó la renuncia del excontralor municipal.

"Esto sin que nosotros, en absoluto, estemos prejuzgando o emitiendo alguna opinión sobre su responsabilidad o no en el asunto. Es un asunto del municipio", insistió el titular de la dependencia estatal.

Al hacer pública su renuncia, Alejandro Ángeles aseguró que se defenderá legalmente de la inhabilitación, que consideró exagerada e irregular, porque no se le notificó antes de dar a conocer la decisión del cabildo.

"Legalmente no he sido notificado de esa supuesta inhabilitación, lo cual constituye una completa violación a la ley, porque primero se me debió haber notificado antes de sacar cualquier información", afirmó.

Subrayó que se trató de un proceso lleno de irregularidades y existen varias opciones de defensa legal, como el amparo, pero renunciará al cargo para evitar afectaciones al Poder Ejecutivo estatal.