Piden más atención a indígenas en lucha contra muerte materna infantil

Guadalupe Ramírez Rojas, investigadora de la organización internacional World Vision México, opinó que el olvido de las comunidades indígenas prevalece como uno de los principales factores que inciden para no alcanzar el Objetivo de Desarrollo del Milenio en reducir la mortalidad materna infantil.

En el marco de la presentación de la investigación que encabezó en la Campaña Salud Infantil Primero, cuyo objetivo es contribuir en más de 40 países al complimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio en disminución de la mortalidad materna, consideró que falta un camino muy largo por andar para lograr esa meta.

En entrevista, dijo que la reducción de las muertes materna e infantil depende de la atención a las comunidades indígenas, por la falta de facilidades para un acceso oportuno y de calidad a los servicios de salud, población que no identifica los principales datos de alarma en el embarazo, enfermedades diarreicas y respiratorias.

"La población indígena es parte fundamental y estratégica para lograr el Objetivo de Desarrollo del Milenio, porque dado que son más de 15 millones de indígenas a nivel nacional y son quienes tienen mayores carencias, es una parte crucial mejorar las condiciones, porque eso seguramente va a redundar en muerte materna e infantil", afirmó.

"No podíamos decir que es totalmente en la población indígena, porque también hay muertes en área urbana y municipios más ricos del país", por lo que ese problema no excluye niveles socioeconómicos ni áreas geográficas, aunque es más difícil que una mujer indígena vaya a un centro de salud que una que está en la ciudad, precisó.

De ahí la importancia de tratar de reducir esas brechas, que puede favorecerse con la participación ciudadana, lo cual propone su investigación, pues "con la organización se favorecería una mejor atención médica e incluso la construcción de centros de salud más cercanos y accesos que impiden la atención oportuna de los médicos".

Durante la presentación de su investigación, denominada Experiencias de Investigación-Acción-Participativa en comunidades de la Zongolica y Vicente Camalote: Una perspectiva con enfoque en Salud Materno Infantil, recordó que la meta es reducir la mortalidad materna en tres cuartas partes, lo cual insistió que no será posible.

Reconoció que en el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio referente a la disminución de muerte infantil prácticamente se han alcanzado las metas de disminuir en dos terceras partes dicho problema.

Sin embargo, insistió que se ve lejano lograr la reducción en mortalidad materna para 2015, pues queda reducir 23.3 por ciento el deceso de mujeres asociadas a complicaciones del embarazo, parto o puerperio.

De acuerdo con los resultados de la investigación, detalló, ciento por ciento de las unidades de atención primaria de la región de Zongolica contaban con sala de atención a parto, aunque sólo 22 por ciento de las mismas disponen de personal capacitado para la atención.

También resaltó la barrera del lenguaje entre las pacientes y quienes las atienden, lo que redunda en lo que pudiera considerarse como maltrato al no comprender las necesidades de las pacientes, así como el hecho que más de 63 por ciento de quienes requieren atención médica refiere tener dificultades para acudir al centro de salud.

La investigación establece rutas de acción para mejorar la calidad de la atención primera en la promoción y prevención de la salud y abatir las barreras para el acceso, lo cual sólo se logrará mediante la suma de esfuerzos de todos los actores de la sociedad y los tres niveles de gobierno, agregó.