Buscan en Atizapán disminuir desarrollos habitacionales

Para disminuir las afectaciones y evitar problemas por falta de infraestructura, el ayuntamiento busca que los desarrolladores reduzcan en un 40 por ciento el número de viviendas que tienen autorizadas desde hace más de tres años para su construcción.

El alcalde de Atizapán, Pedro Rodríguez, informó que actualmente hay autorizaciones, estatales y municipales de años atrás, para construir al menos ocho mil viviendas, principalmente en la zona Esmeralda, lo que representará problemas de servicios y vialidades.

"Lo que estoy buscando es bajar la densidad, para tratar de conservar más áreas verdes, si es necesario, autorizar desarrollos verticales, y así recuperar la zona arbolada y no tener tantas viviendas, porque uno de los temas de aquí son las inundaciones, porque nos estamos acabando las áreas verdes, ya estamos agotando los mantos acuíferos y el agua corre por las calles", detalló.

Pedro Rodríguez indicó que se está negociando con los desarrolladores para reducir en un 40 por ciento la construcción de viviendas autorizadas desde hace más de tres años.

"Esto es una negociación, no puedo impedir la construcción, porque tienen sus licencias y autorizaciones en orden, pero si podemos buscar reducir el número de viviendas", expuso el edil.

Indicó que además no se permitirá que inicien las construcciones mientras no se cumplan las obras de equipamiento que tienen pendientes los mismos desarrolladores, como preparatorias, primarias, pasos a desnivel y rehabilitación de vialidades.

El alcalde de Atizapán aseguró que mientras no estén las obras de equipamiento e infraestructura necesarias, los nuevos desarrollos no se darán, aunque cuenten con las autorizaciones.

Señaló que estas obras representan un impacto del 35 por ciento en la densidad del municipio y debe garantizarse la sustentabilidad para evitar problemas como falta de agua, inundaciones y congestionamientos viales.