Sigue protesta laboral en Bangladesh por mejora salarial

Trabajadores de confección de ropa en Bangladesh seguían sin laborar hoy en demanda de que el salario mínimo mensual sea de 102.8 dólares mensuales, mientras la oferta empresarial es de 46 dólares.

El paro que inició este fin de semana afecta a unos 400 establecimientos de manufactura de ropa del total de cinco mil que existen en la nación asiática, una situación que llevó a hechos de violencia no vistas en ese país desde 2010.

En esa fecha otra protesta de trabajadores logró que el salario mínimo fuera ubicado en 38.5 dólares, la mitad del salario pagado en Camboya al mismo tipo de trabajadores, recordó la agencia bengalí bdnews24.com

Los propietarios de las factorías están dispuestos a dar un aumento de 20 por ciento para colocar el salario mínimo en 46 dólares mensuales, pues argumentan que la actual crisis económica mundial les impide ir más lejos.

El actual movimiento parte de varios accidentes en el último año que dejaron sin vida a unos mil 100 trabajadores del sector.

El pasado noviembre un incendio cobró 100 vidas pero el más grave fue el derrumbe del Rana Plaza, un edificio con decenas de talleres de ropa, que cobró la vida de mil personas.

La precaria seguridad en los talleres de confección de ropa ha llevado a que los compradores de la Unión Europea (UE) crearan un grupo de supervisión de las medidas de seguridad, inspección de un año de duración que empezará el próximo noviembre.

La víspera representantes del grupo que representa a 87 empresas europeas, acordó la inspección de mil 800 fábricas con la Asociación Bengalí de Manufactureros y Exportadores de Ropa.

Una iniciativa similar está en curso por parte de compradores de Estados Unidos, la cual acordó por su parte la revisión de otras 500 fábricas, así como recursos financieros para mejorar la seguridad.