Suspenden operación de empresa tratadora de residuos hospitalarios

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), suspendió operaciones de una empresa de esta capital por el manejo indebido de residuos hospitalarios.

La delegación de la Profepa informó en un comunicado que se trata de la empresa Soluciones Tecnológicas para la Ecología (Solutec), la cual está asentada en el parque industrial en el sureste de la ciudad.

Señaló que en atención a una denuncia ciudadana se realizó una visita de inspección a esta compañía, la cual no presentó autorización para el almacenamiento o acopio de Residuos Peligrosos Biológico Infecciosos (RPBI).

Por ello, anotó, se ordenó la suspensión de actividades y decretará la clausura de la empresa Solutec, incluso se analiza la posibilidad de interponer una denuncia penal ante el Ministerio Público de la Federación por estas irregularidades.

La dependencia federal destacó que Solutec tampoco cuenta con manifiestos de entrega, transporte y disposición final de los residuos, así como tampoco dispone de una bitácora de entradas y salidas del almacén temporal de residuos biológico infecciosos.

Por ello, la delegación federal de Profepa ordenó a Solutec la suspensión de la recepción y acopio de RPBI, así como el destino final de los mismos, para posteriormente decretar la clausura del lugar.

Los inspectores de la Profepa detectaron que esta empresa almacena cientos de bolsas de plástico apiladas, con un peso aproximado de ocho toneladas.

Además, esas bolsas contienen objetos punzocortantes y no anatómicos "a granel", cuyos líquidos lixiviados van a una fosa donde en teoría son clorados para después descargarlos al drenaje municipal.

El cuarto frío utilizado para acopio de desechos patológicos no está a la temperatura mínima de cuatro grados centígrados que marca la normatividad, sino que tiene una temperatura promedio de 13 grados.

Esa condición, abundó, provoca que las cerca de tres toneladas de residuos contaminantes que ahí se concentran emanen un olor putrefacto, lo que acarrea la presencia de moscas y otros insectos.

Adicionalmente, el almacén no cuenta con medidas de seguridad, extintores, señalamientos, ni equipo para atender emergencias, añadió la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente.