Ante emergencia, relevante la reforma energética de izquierda:Cárdenas

Cuauhtémoc Cárdenas aseguró que ante la emergencia nacional, donde hay miles de damnificados a causa de las lluvias, que demandan la reposición de bienes, rehabilitación de infraestructura de servicios y productiva, toma mayor relevancia una reforma energética como la que proponen las fuerzas progresistas.

Al comenzar los foros sobre las iniciativas de reforma energética en el Senado de la República, dijo que los cambios que propone la izquierda en este sector "serían un factor clave para la recuperación que el país está reclamando".

En la sede senatorial expuso que la iniciativa del PRD busca recuperar el papel que tuvo en el pasado la industria petrolera, como conductora principal del crecimiento económico y la industrialización, con lo que se crearían empleos formales, se apoyaría el desarrollo regional e impactaría en numerosas áreas de la producción.

Cárdenas Solórzano indicó que la propuesta de la izquierda plantea aumentar la capacidad de refinación de inmediato en 600 mil barriles diarios y construir nuevas instalaciones, que en 2017 permitan aumentar dicha capacidad en 300 mil barriles más.

Aseguró que la reforma del gobierno federal en materia energética tiene su principal riesgo en el Artículo 28 constitucional, pues de aprobarse se cancelaría la condición de áreas estratégicas a los hidrocarburos y a la electricidad por parte del Estado mexicano.

Sostuvo que la reforma al dicho artículo abriría "la posibilidad de que el Estado fuera totalmente desplazado de los sectores petrolero y eléctrico, e incluso estaría autorizado para deshacerse de todos los activos de Pemex y CFE".

Ante senadores, diputados federales, especialistas, funcionarios y ex funcionarios del sector, reiteró que para realizar las reformas legales y para la instrumentación de nuevas políticas energética y petrolera "no requieren reformas constitucionales". En su opinión la iniciativa del gobierno federal "es privatizadora, dígase lo que se diga".

El fundador del Partido de la Revolución Democrática (PRD) señaló que "el alud propagandístico del gobierno se centró en la reforma del Artículo 27, pero nada se ha mencionado de las consecuencias de modificar el 28, lo que no puede calificarse sino de falaz, pues se oculta a la opinión pública información vital para formarse un juicio informado".

Insistió en que el riesgo de reformar el 28 de la Constitución implicaría que Petróleos Mexicanos (Pemex) sea desplazado de toda la cadena productiva de este energético, "sustituyendo a este organismo, al que hasta ahora el Estado ha encomendado de manera exclusiva la condición de la industria petrolera, por particulares".