Promulgó Fernando VI "El justo" la paz y la cultural en España

Protector de las ciencias y de las expresiones artísticas, Fernando VI de Borbón también conocido como "El prudente" o "El justo", es recordado, este 23 de septiembre que se cumplen 300 años de nacimiento, como un monarca que promulgó la cultura y la paz en su reinado.

Creador de la Real Academia de Bellas Artes en 1752, la cual alberga famosas obras como "El sueño del caballero", de Antonio de Pereda (1611-1678) y "La Magdalena" de José de Ribera (1591-1652), Fernando VI destacó por su rectitud de carácter, sentido de dignidad y por saber escoger a sus colaboradores.

Hijo del primer matrimonio de Felipe V (1683-1746), Fernando VI nació el 23 de septiembre de 1713 en Madrid, España y vivió una infancia marcada por la muerte de su madre, la reina María Luisa Gabriela de Saboya (1688-1714).

Se convirtió en heredero al trono en 1724, cuando su hermano Luis I murió y cinco años más tarde, en 1729, se casó con la princesa portuguesa Bárbara de Braganza (1711-1758).

A los 22 años fue nombrado Príncipe de Asturias, cargo que desempeñó hasta 1746, año en el que se convirtió en rey de España tras el deceso de su padre, Felipe V, quien murió de apoplejía o a causa de un infarto cerebral.

Inició su reinado en medio del conflicto bélico denominado Guerra de Sucesión Austriaca, que terminó en 1748 con la firma de la Paz de Aquisgrán, sin beneficios para España.

Eliminó la influencia de la viuda reina Isabel y de su grupo de cortesanos italianos e impuso una política de neutralidad y paz con el fin de posibilitar las reformas internas, señala el portal en Internet "biografias.es".

El 2 de julio de 1751 mediante una ordenanza, el rey Fernando VI proclamó la masonería como prohibida e impulsó varios proyectos que fueron realizados por el Marqués de ensenada, entre los que desta el nuevo modelo de la hacienda, que intentaba sustituir impuestos tradicionales por un impuesto único.

Un año más tarde, en 1752, creó el banco del Girón Real, el cual impulsaba la transferencia de fondos públicos y privados fuera de España.

Asimismo, fomentó el impulsó el comercio americano que acababa con las injusticias del monopolio colonial y el Concordato de 1753 le permitió mantener una relación más equilibrada con el clero y la iglesia.

En este periodo emprendió la modernización de la marina, que pretendía mantener su hegemonía en ultramar y el respeto de sus vecinos, Francia y Gran Bretaña.

Tras la muerte de su esposa, la reina Bárbara de Braganza, su salud se desmejoró y un año después, el 10 de agosto de 1759, falleció en el castillo de Villaviciosa de Odón, sin dejar descendencia.

Fernando VI "El justo" es recordado como un monarca ilustrado que aportó un florecimiento en materia de ciencias y arte, en España.