Castellanos retiene cetro del CMB contra Derrick Wilson

El mexicano Robinson Castellanos noqueó en el primer minuto con 32 segundos del sexto episodio al estadunidense Derrick Wilson, en su octava defensa del cetro Plata de peso Pluma del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

En la contienda estelar de la velada "Viva México en oasis", que se disputó ante una buena entrada en la Oasis Arena Cancún, Castellanos se agenció su victoria número 19, con 12 nocauts y nueve reveses, mientras que Wilson registró su quinta derrota, con 10 triunfos, dos empates y tres nocauts.

En el primer asalto, Castellanos y Wilson entraron en un fuerte intercambio de metralla tratando de hacer daño, pero ninguno de los dos logró conseguirlo.

En el segundo giro, "Robin" aumentó la intensidad de la contienda y comenzó a perseguir a Wilson; en par de ocasiones le cerró el paso y lo avasalló a golpes.

En el cuarto asalto, Wilson presentó sangrado en la nariz, lo que provocó que la afición coreara "¡México, México!", en señal de apoyo al "Robin".

Para el quinto giro, Castellanos castigaba fuertemente en los costados de Wilson, quien retrocedía en cada impacto recibido. El celayense dominó de principio a fin este episodio y durante un intercambio de golpes "Robin" lanzó un gancho de zurda que impactó en la mandíbula de Wilson, quien se puso de rodillas sobre la lona.

El sexto episodio fue una repetición de los pasados asaltos, con Castellanos llevando el ritmo de la contienda ante Wilson que no lograba contrarrestar la potencia y exigencia del mexicano.

Cuando transcurría el minuto uno con 32 segundos, Castellanos conectó un volado de derecha, provocando que Wilson visitara de nueva cuenta la lona y al no haber respuesta en el conteo, el réferi Frank Garza dio por finalizada la contienda.

En otros resultados, una lesión en una costilla determinó la derrota del mochiteco, Daniel "Cañerito" Ruiz, ante el puertorriqueño, Abner "Pin" Cotto, cuando transcurrían 40 segundos del cuarto round.

Ambos se encontraban en un clinch, cuando repentinamente Ruiz se dobló quejándose de un fuerte dolor en el costado izquierdo y el réferi, Manolo Alcocer, decretó el final a petición del propio boxeador, quien aseguraba que no podía seguir, determinándose el nocaut técnico en favor del boricua.