Inició etapa de reconstrucción de zonas afectadas: Peña Nieto

El presidente de la República, Enrique Peña Nieto señaló que dio inicio la etapa de reconstrucción en las entidades afectadas por los meteoros Ingrid y Manuel, y aseguró que prácticamente no hay esperanza de encontrar sobrevivientes en la comunidad de La Pintada.

Durante la reunión con empresarios turísticos de Guerrero, el titular del Ejecutivo federal dijo que en dicha comunidad del municipio de Atoyac fue donde se vivió la peor tragedia, pues el alud de lodo sepultó casas enteras.

Previamente, el primer mandatario recorrió La Pintada, acompañado de los secretarios de Marina, Vidal Francisco Soberón Sanz y de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, así como del gobernador de la entidad, Ángel Aguirre Rivero.

Peña Nieto pidió a los habitantes salir de la zona ante el peligro que representa permanecer ahí, pero unas cuarenta pobladores decidieron quedarse para el rescate de cuerpos y cuidar sus pertenencias.

Desde ahí el jefe del Ejecutivo anunció que el poblado será reubicado. "Vamos a construir La Nueva Pintada y yo voy a regresar", aseguró.

Oficialmente se sabe de 68 personas desaparecidas, se presume que la mayoría murió y el propio presidente Peña Nieto reconoció que hay escasas esperanzas de encontrarlos con vida.

Durante el pasado Día de la Independencia, una oleada de lodo, rocas y árboles arrasó con la mitad de esta comunidad cafetalera de 400 habitantes. Ahora alrededor de 100 militares trabajan removiendo escombros.

Más tarde, en su cuenta de Twitter @EPN, Peña Nieto resaltó la coordinación que hay entre el gobierno de la República y las autoridades estatales para apoyar a las familias afectadas por las lluvias y afirmó que Guerrero es el estado más afectado.

"Guerrero es el estado con mayores daños. Por eso, aquí me mantendré para recorrer algunas de las comunidades apartadas de la sierra.

"He podido constatar el carácter y entereza de los guerrerenses para sobreponerse a este momento adverso", expresó en la red social.

Peña Nieto pasará la noche en Guerrero y el domingo viajará a Sinaloa para supervisar las acciones de auxilio a los afectados por el fenómeno meteorológico Manuel.