Comedores comunitarios atienden a 15 mil afectados en Guerrero

A través de 107 comedores comunitarios de la Cruzada Nacional Contra el Hambre se atienden a más de 15 mil personas afectadas por los fenómenos naturales Ingrid y Manuel en el estado de Guerrero, informó la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).

En un comunicado, la dependencia precisó que en el municipio de Tlapa de Comonfort se atiende a mil 453 damnificados en los comedores ubicados en diferentes localidades: 75 en Alpoyecancingo; 135, en La Providencia; 200, en San Pedro Acatlán; 91, en La Soledad.

Asimismo, 162, en Tlacuiloya; 140, en Santa María Tonaya; 116, en Zacualapan; 149, en Tres Caminos; 215, en Atlamajac, y 170, en San Marcos. En Tecoanapa, 637 personas reciben alimentación, de los cuales 150 acuden a San Juan Las Palmas; 172, a Tlayoyotepec; 145, a Lázaro Cárdenas, y 170, a Parotilla.

En San Luis Acatlán se apoya a mil 554 víctimas: 110, en Mixtecolapa; 115, en Zentixtlahuaca; 150, en Llano Silleta; 100, en Coyul; 120, en Cerro Limón; 143, en Arroyo Faisán; 120, en Arroyo Hoja de Venado; 150, en El Manguito; 120, en Barrio de Guadalupe; 126, en Cruz Alta; 150, en Llano de Maguey, y 150, en Tierra Colorada.

Por instrucciones de la secretaria de la Sedesol, Rosario Robles Berlanga, y del director general de Diconsa, Héctor Velasco Monroy, se llevan las provisiones por vías alternas. En algunos casos, el abastecimiento se transporta en lanchas, como es el caso de las comunidades Hacienda de las Cabañas y Llano Grande.

En el municipio Juan R. Escudero se atiende a 817 beneficiarios, de los cuales 126 asisten a El Terrero; 224, a El Puente; 125, a Palo Gordo; 158, a El Potrero Oriental, y 184, a Garrapatas.

En Ayutla de los Libres el beneficio es para 102 personas en El Charco; 257, en Mesón Zapote; 111, en Coxcatlán San Pedro; 227, en San Felipe, y 125, en Río Velero.

En Tixtla reciben alimento mil 900 personas: 260, en Acatempan; 110, en Almolonga; 255, en Atliaca; 169, en El Durazno; 241, en Zacatzonapa; 203, en Zoquiapa; 120, en Ahuejote; 150, en Chilacachapa; 60, en La Estacada; 70, en Ojitos de Agua; 112, en Omeapa, y 150, en Tixtla de Guerrero, entre otros.

Además, en los comedores el gobierno de la República obtiene información acerca de las localidades de origen de los damnificados, la cual sirve para detectar las necesidades comunitarias y llevar ayuda oportuna a quienes permanecen en esos sitios.