Deberán contar con reglamento los albergues para migrantes: obispo

Las diócesis a cargo de 60 albergues para migrantes que operan en el país, preparan un reglamento básico para el funcionamiento y estancia en estos inmuebles, a fin de dar seguridad a los indocumentados y los habitantes de las zonas cercanas.

Monseñor Guillermo Ortiz Mondragón, obispo de Cuautitlán, informó que actualmente cerca de 30 albergues están aplicando un reglamento que consiste en mantener cerrados los inmuebles o carpas, a fin de que los migrantes no puedan diambular en las calles, durante su descanso en el territorio mexicano, a su paso hacia la frontera norte.

Indicó que dentro de los lineamientos para la seguridad están revisiones y registro de cada migrante que entra al albergue, así como otorgar la ayuda necesaria, como alimentación, vestido , aseo y descanso, con ayuda de la comunidad.

"Es necesario y útil que todas las casas de migrantes tengan un reglamento básico, con hora de entrada y salida, bajo qué condiciones, por seguridad de ellos mismos", señaló.

Indicó que "imagínese que uno de los migrantes lleve paquetes de marihuana y los fuma ahí o lo distribuye, la casa de convierte en un punto de persecución, debemos tener cuidado y registrarlos a cada uno de ellos", explicó Ortiz Mondragón.

El obispo detalló que cada casa tiene a su cargo el hacer el reglamento y cumplirlo, además debe darse a conocer a los migrantes, para evitar la violación de sus derechos.