Afirman que en Chiapas no hay casos de Alzheimer

En Chiapas no existe un diagnóstico que revele la presencia de casos de Alzheimer, tampoco existe estrategia de atención, señaló el coordinador de Salud Mental y Adicciones de la Secretaría de Salud estatal, Carlos Escamilla Brugmann.

En víspera del Día Mundial del Alzheimer, este 21 de septiembre, fecha elegida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Federación Internacional de Alzheimer, el funcionario estatal afirmó que realizar un diagnóstico sería muy caro.

Entrevistado por Notimex, añadió que la entidad, se ha enfocado a la atención de adicciones, su prevención y la atención de otras enfermedades crónico degenerativas.

Explicó que el Alzheimer no está estudiado, no está relacionado con la edad, hay personas que la padecen a edad relativamente joven, en alguna época se le ha confundido con la deficiencia senil, pero tiene especificidades diferentes.

Enfatizó que no está necesariamente vinculada con la edad, proviene de la falta de irrigación de sangre y oxígeno en el cerebro, va creando la muerte de ciertas neuronas.

Subrayó que el padecimiento no lo reportamos, sí registramos la depresión, hipertensión, diabetes, ansiedad, autismo y las adicciones, pero ese trastorno no tenemos cómo reportarlo, se ha mantenido más al margen de la salud pública.

Algunos problemas de depresión que atendemos, indicó Escamilla Brugmann, suceden porque tienen un familiar con ese padecimiento, pero no podemos grabar una estadística, Chiapas es de gente joven, con un promedio de 35 años.

Tenemos más atención a la madre, partos, infancia, padecemos menos de enfermedades mentales, reiteró.

Comentó que una de las formas de prevenir la deficiencia senil es con una adecuada alimentación, no consumir alcohol, drogas, tabaco, hacer ejercicio, evitar el colesterol y la hipertensión, pero el Alzheimer no se puede prevenir o evitar.

Esta afección no proviene en particular de la muerte de neuronas, la persona empieza a tener un problema con la memoria de corto plazo, se acuerda de cosas del pasado, pero no de cosas de lo que acaba de hacer, expuso.

Insistió que ese mal genera pérdida de memoria, pero también alucinaciones visuales, auditivas, llegan a ser pacientes peligrosos, agresivos, hay una pérdida de percepción, de celos.

Por ello, continuó el funcionario estatal, es recomendable que este tipo de pacientes sean atendidos por especialistas, ya sean enfermeros o en clínicas especializadas, pero en Chiapas tampoco los hay.

Otro síntoma es la pérdida de control de su físico, un proceso degenerativo que no se va a recuperar, por ello, el Día Internacional del Alzheimer debe ser motivo de reflexión, tener una gran tolerancia hacia los enfermos, a veces hasta los propios hermanos se confrontan por los pacientes, indicó.

Hay que reconocer, apuntó, que la enfermedad crónica degenerativa no la padece solo el enfermo, sino toda la familia, el paciente con Alzheimer se va a degenerar, no va a haber una cura, lo que hay que prevenir es con la familia.

Yo, dijo, he caminado en muchas comunidades, pero no se ve el Alzheimer, para Chiapas no significa un peso en la salud pública, no hay instituciones públicas y privadas en el estado que atiendan este mal.

La única institución gubernamental es la Unidad de Salud Mental "San Agustín", en el municipio de Suchiapa, que atiende a varias enfermedades, que con una adecuada medicación se pueden rehabilitar, pero no el Alzheimer.

No hay evidencia científica que lo evite, no hay una causal directa, no podemos pensar en una prevención, puntualizó Escamilla Brugmann.