Masiva operación de seguridad se prepara con miras a clásico "tico"

Una operación de seguridad combinada con la Fuerza Pública (policía), Policía de Tránsito (PT) y seguridad privada del capitalino Estadio Nacional, fue organizada para el partido clásico del fin de semana.

Se trata del partido entre los ex campeones costarricenses Deportivo Saprissa y Liga Deportiva Alajuelense (LDA), a llevarse a cabo desde el mediodía del 22 de este mes, en el marco de la jornada nueve del Torneo de Invierno 2013 de la Primera División de futbol de Costa Rica.

Las rutas desde la central ciudad de Alajuela, a unos 22 kilómetros al noroeste de aquí -sede de LDA- y desde esta capital -sede de Saprissa- hacia el Parque Metropolitano "La Sabana" -en el oeste capitalino- serán intensamente vigiladas, según el diario "Al Día".

La dimensión de la operación obedece a la violenta rivalidad entre las respectivas barras de fanáticos, "La Ultra Morada" saprissista y "La 12" alajuelense, indicó el periódico especializado en información deportiva, que citó a una fuente de Saprissa.

"Un fuerte despliegue de seguridad se llevará a cabo este domingo debido al clásico nacional que se jugará a estadio lleno en el Nacional", informó el rotativo en nota informativa titulada "Fuerza Pública, vigilancia Privada y Tránsito se alistan para el clásico".

"Tanto las rutas de acceso que van de Alajuela y San José hacia La Sabana, como el perímetro inmediato del coloso, serán resguardados por siete unidades diferentes de la Fuerza Pública", indicó.

"Además, a lo interno del inmueble 250 efectivos de seguridad privada trabajarán para que los aficionados disfruten tranquilos del espectáculo", señaló.

"Tanto la dirigencia del Saprissa como la Fuerza Pública redoblaron esfuerzos para este partido, tomando en cuenta diversos factores que aumentan el riesgo de que se den enfrentamientos entre barras o cualquier otro acto de violencia", agregó.

"El juego será en el Estadio Nacional, que queda en La Sabana, un lugar muy abierto y en donde cualquier persona puede ingresar sin importar la hora", advirtió el matutino.

"'Mi principal consejo para los aficionados que van con sus familias es que no transiten internamente por La Sabana, pues es un lugar muy amplio y es caldo de cultivo para cualquier enfrentamiento', dijo Jorge Fallas, encargado de seguridad del Saprissa", indicó.

"Otra razón importante es que La Sabana es territorio neutral, en donde ni 'La Ultra' ni 'La Doce' se sienten como 'dueños', por lo que pueden llegar muchos miembros de estas agrupaciones, a diferencia de cuando el juego es en la sede oficial de un club", explicó el diario.

"Todo esto es necesario pese a que la administración de 'La Joya' (el Estadio Nacional) tiene una directriz que es casi imposible de cumplir: que las barras organizadas no ingresen al estadio", planteó el periódico.

"Además, existen antecedentes de este tipo de conflictos en ese parque. Este mismo año, el superclásico de pretemporada se atrasó debido a un enfrentamiento entre las dos barras en las afueras del Estadio Nacional", relató.

El partido, inicialmente programado para llevarse a cabo en el estadio "Ricardo Saprissa", en la periferia norte capitalina, no puede llevarse a cabo en la sede saprissista, ya que la instalación deportiva está sometida a labores de remodelación.

Los trabajos en "La Cueva del Monstruo" incluyen la colocación de nueva superficie de la cancha.

Saprissa, el equipo local, ingresará a la cancha en calidad de líder invicto del torneo nacional, habiendo reunido 14 puntos en seis partidos -cuatro victorias y dos empates-.

Alajuelense llegará en calidad de tercero de los 12 lugares en la clasificación, con un punto menos, y habiendo jugado siete partidos -cuatro victorias, un empate, dos derrotas-.

"El Monstruo Morado" saprissista viene de vencer 1-2 a Santos FC, mientras "El León" alajuelense llega de haber goleado 4-0 a Club Sport Cartaginés.