Pese a empatar con "Atleti", el "Barça" es campeón de la Supercopa

El gol de Neymar da Silva, conseguido en el Vicente Calderón, le bastó a FC Barcelona para proclamarse campeón de la Supercopa de España, luego que este miércoles no pudo pasar del 0-0 ante Atlético de Madrid en el Camp Nou.

Fiel a su estilo, el "Barça", que contó por primera vez con la tan esperado dupla entre el argentino Lionel Messi y el brasileño Neymar da Silva, ejerció presión apenas se escuchó el silbatazo inicial.

Esta situación pareció no incomodarle al "Atleti", que se plantó fuerte atrás y esperó el contragolpe. A los nueve minutos, el chileno Alexis Sánchez desperdició una clara ocasión, ya que no llegó al centro de Jordi Alba ante la meta vacía.

El partido se llevó a cabo la mayor del tiempo en campo "rojiblanco" debido a la posesión de los locales, pese a ello, no lograron crear ocasiones claras de gol.

Para el minuto 42, el portero "culé" Víctor Valdés sacó la casta por el equipo con una gran atajada que evitó el gol del turco Arda Turan, quien tras quitarse a Gerard Piqué, remató con la zurda desde el área chica.

Los "colchoneros" saltaron a la cancha más decididos en la segunda mitad, adelantaron sus líneas en busca de presionar a su adversario, pero Valdés calmó los ánimos con una buena intervención ante disparo de su ex compañero David Villa, al 56.

Tras esto, los catalanes se apoderaron del mediocampo, volvieron a adueñarse de la pelota y poco a poco bajaron el alto ritmo del conjunto dirigido por el argentino Diego Simeone. Así, el arquero belga Thibaut Courtois debió salvar a los suyos con un par de ocasiones de los "blaugranas".

Corría el minuto 80 y ante el 0-0 los ánimos se calentaron, Filipe Luis fue expulsado por agresión al brasileño Dani Alves, quien instantes después recibió un empujón de Diego Costa (amonestado) y un pisotón del uruguayo Diego Godín, quien no fue sancionado.

Para el 88, el también "amazónico" Joao Miranda le cometió falta a Pedro Rodríguez dentro del área y el árbitro no dudó en decretar la pena máxima, misma que falló Messi; el balón se estrelló en el travesaño. El "Atleti" siguió luchando e hizo sufrir en la recta final a su oponente.

El marcador no registró cambio alguno, sin embargo, el gol de Neymar en la ida (1-1) les valió para proclamarse campeones de la Supercopa de España por décimaprimera vez en su historia, el cual significó, además, el primero en la era del técnico argentino Gerardo Martino al frente del "Barça".