CONOCIENDO A...

El delantero Giovani dos Santos es quien comanda la "legión europea" al ser el jugador mexicano con más tiempo en el balompié del viejo continente en la actualidad, donde ahora milita en el Villarreal.

Giovani Alex dos Santos Ramírez lleva el futbol en la sangre, es mexicano de nacimiento, pero con descendencia brasileña por su padre, el ex jugador de América, Geraldo Francisco dos Santos, mejor conocido como "Zizinho".

Cuenta con sus hermanos Jonathan y Eder dos Santos, quienes también son futbolistas; sin embargo, Giovani por ahora ha sido el más destacado, pues desde los 12 años de edad militó en las fuerzas básicas del Barcelona (España).

En el cuadro Blaugrana no pudo sobresalir como hubiese querido, debido a que el club iba en decadencia bajo la dirección técnica del holandés Frank Rijkaard, quien lo debutó en el primer equipo "culé" en 2006 en partido frente al cuadro danés Aarhus, al que le anotó un buen gol.

Su primer compromiso oficial con el Barca fue el 2 de septiembre de 2007 contra el Athletic de Bilbao, remplazó al francés Thierry Henry.

Luego, el 19 del mismo mes y año debutó en Champions, ahora en lugar de Xavi. En el mismo torneo continental hizo gol en diciembre frente al Stuttgart, de aquel entonces con Pavel Pardo y Ricardo Osorio.

Dos años antes, Giovani dos Santos ya había llamado la atención con la Selección Mexicana en categorías inferiores, fue campeón del mundo en el Mundial Sub-17 de Perú 2005, donde hizo dos goles y ganó el Balón de Plata al segundo mejor futbolista del certamen.

De ahí que en Barcelona se le viera como una promesa, incluso, identificado con el brasileño Ronaldinho, pues muchos pensaron que podría ser su sustituto, tarea complicada para "Gio", a quien, con 18 años de edad, le pesó la situación.

Zurdo natural con capacidad de jugar en cualquier puesto de mediocampo para adelante, Giovani dos Santos fue víctima de la debacle "culé", y con Ronaldinho, el camerunés Samuel Eto'o y Henry lesionados, Rijkaard le dio más oportunidades y la gente de inmediato le exigió más porque el acérrimo rival, Real Madrid, estaba en la cima de la Liga de España.

La comparación con "Dinho" sin duda le perjudicó a Dos Santos, incluso la presión lo orilló a tener irregularidad, y hasta silbidos de la afición se ganó. Entonces, su mejor decisión en 2008 fue irse vendido al Tottenham, con la idea de renovarse en todos los aspectos y tener más continuidad en la Liga Premier de Inglaterra.

Los Spurs se hicieron de los servicios de "Gio" tras pagar seis millones de euros iniciales y cinco más repartidos en los cinco años de contrato. El voto de confianza al mexicano se lo dio el estratega español Juande Ramos, quien conoció al atacante en España.

Parecía que las buenas cosas se daban para la promesa mexicana, sin embargo Ramos fue destituido pocos meses después, y se dio la llegada de Harry Redknapp, quien poca confianza le brindó al jugador azteca.

Mientras que en octubre de 2008 Redknapp tomó el cargo del Tottenham, en marzo de 2009 se propició el primer préstamo de "Gio", quien pasó al Ipswich Town, de la Segunda División de Inglaterra, con la intención de jugar más para después ser parte importante de los Spurs, situación que no llegó.

Cuatro goles en el cuadro de categoría inferior lo regresaron a la Liga Premier, pero a inicios de 2010 volvió a ser cedido al Galatasaray, de Rijkaard, eso le ayudó a tener más minutos de juego, situación que le abrió las puertas para ser convocado para el Mundial de Sudáfrica 2010.

Sobre su participación como seleccionado nacional, en 2007 con Hugo Sánchez al frente debutó en el Tri Mayor, pero aún le faltaba experiencia, siguió en categorías inferiores, jugó el Mundial Sub-20 Canadá, en el que el Tri llegó a cuartos de final, ahí el delantero hizo tres goles para consagrarse con el Balón de Bronce.

En 2009 tuvo mayor regularidad en el Tricolor, ya en categoría mayor se consagró en la Copa Oro de la Confederación Norte, Centroamérica y el Caribe de Futbol (Concacaf), en ese año con Javier Aguirre al mando. También jugó eliminatorias al tiempo que sostenía una relación con un artista mexicana de música pop.

Sin anotar, disputó el Mundial de Sudáfrica 2010, en el que el Tri se despidió en octavos de final. Mientras tanto, con contrato vigente siguió en Tottenham, regresó tras su cesión en el futbol turco; entonces, Redknapp reconoció que el jugador era fiestero.

Esta situación sumada a indisciplinas le cerraron las opciones de jugar en la Premier, así que prefirió regresar a España, igual prestado se fue al Racing de Santander en 2011, con Marcelino García Toral en el banquillo.

Llegó en buen nivel a la Copa de Oro de la Concacaf en 2011, y en la final contra Estados Unidos hizo uno de los goles más bellos del torneo, cuando se burló al portero Tim Howard, y colocó el balón elevado al fondo de las redes, incluso su tanto participó para ganar el Premio Puskas de la Federación Internacional de Futbol Asociación (FIFA).

El cuadro racinguista quiso mantenerlo, pero el alto costo del jugador y problemas financieros del club no lo permitieron. Redknapp se fue del Tottenham en junio de 2012, y para ese entonces el contrato de "Gio" con los Spurs había concluido.

Cómodo en España, Giovani dos Santos buscó seguir en el balompié ibérico, y el Mallorca le abrió las puertas el 31 de agosto de 2012 justo después de participar con México en los Juegos Olímpicos de Londres, donde el Tri ganó la medalla de oro.

Con el límite de edad disputó la justa veraniega, y aunque no jugó la final contra Brasil por lesión, ayudó en el camino al oro a pesar de que se dudó de su aporte al no tener actividad.

Tras su exitoso paso por Londres, Giovani jugó en el Mallorca, tardó en responder a causa de la misma lesión muscular que le impidió jugar por el oro en Wembley, pero en cuanto se recuperó se notó su presencia, pero con pocos argumentos el club bermellón descendió.

El Mallorca se quedó a un punto de la salvación y el descenso lo obligó a vender al jugador mexicano, pretendido por diversos clubes, y fue el Villarreal, de García Toral, que recién regresó a Primera División de España el encargado de pagar ocho millones de euros.

Con 24 años de edad cumplidos el 11 de mayo pasado, Giovani dos Santos juega en la actualidad con el "Submarino Amarillo", y afianzado en el Tricolor mayor, aspira a ser un referente en el cierre de las eliminatorias mundialistas que lleven a México a Brasil 2014, en busca también de limpiar el mal funcionamiento que dejó el combinado nacional en la pasada Copa Confederaciones.

Aún muy joven, Giovani dos Santos es un gran prospecto, y desvincularse de Inglaterra, sin duda, le hizo bien. Y, siempre y cuando las lesiones lo respeten, puede aportar tanto a nivel de club como de selección.

El mexicano, quien también tiene la nacionalidad española, nació en la Ciudad de México, aunque desde muy pequeño radicó en Monterrey, para después irse a Europa a "comandar" la legión de mexicanos en ese Continente.