Aborda la obra "La sangre y sus fantasmas" una cruda realidad

El embarazo en adolescentes y los problemas que conlleva son expuestos en la puesta en escena "La sangre y sus fantasmas", obra escrita por Javier Malpica y dirigida por Rodolfo Guerrero.

El montaje, que forma parte del Programa de Teatro para Niños y Jóvenes de la Coordinación Nacional de Teatro del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), ofrecerá temporada del 31 de agosto al 17 de noviembre en el Teatro El Granero del Centro Cultural del Bosque (CCB).

La necesidad de ser aceptado es otro de los temas abordados en la obra, la cual narra la historia de Andrea, Santiago, Emilio, Fernanda y Diego, un grupo de amigos adolecentes que se encuentran ante el dilema de la paternidad a temprana edad, informó el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta).

"En ocasiones la adolescencia es una edad dramática y de confusión en la cual se deben tomar decisiones difíciles", explicó el autor, Javier Malpica.

El escritor consideró que existen muchos temas sobre jóvenes, con los que se pueden trabajar, sin embargo este tipo de público es difícil de atrapar, debido a que el entretenimiento lo toman de otra parte y a que hay desinterés por las artes escénicas.

Por tal motivo el montaje incluye escenografía vistosa y presenta situaciones divertidas, que tienen la finalidad de propiciar un acercamiento directo con el público.

"La sangre es el hilo conductor en esta obra; esa sangre interrumpida por un embarazo no esperado, esa sangre derramada ante la posibilidad de un aborto y esa sangre que los intriga y apasiona", explicó Guerrero respecto al título del montaje.

El director escénico comentó que es muy bueno que exista apoyo a este tipo de teatro, pues en su opinión temas para adolescentes, como el embarazo, el "bullying", o la falta de comunicación con sus padres, son poco abordados en el teatro nacional.

El público podrá disfrutar de "La sangre y sus fantasmas" todos los sábados y domingos, del 31 de agosto al 17 de noviembre, en el Teatro El Granero del CCB