Estrecharán relaciones México y el CAF-Banco de Desarrollo de AL

El gobierno de México estrechará relaciones con el CAF-Banco de Desarrollo de América Latina, principal financiador en materia de infraestructura de Latinoamérica, con el fin de apoyar la estrategia de desarrollo del nuestro país, tanto a nivel nacional como en su integración con América Latina.

El presidente ejecutivo del organismo, Enrique García, comentó que como parte de esta tarea, iniciada desde el año pasado, el banco de desarrollo establecerá oficinas en México este año, y hacia noviembre próximo se establecerá una agenda de trabajo.

"Hemos fortalecido la relación con México", a través de aportaciones adicionales al banco hace un año, lo que permite tener un vínculo más fuerte con el país, "tenemos mucha ilusión de apoyar en la estrategia que tiene México, particularmente en un área donde tenemos una gran especializada, que es la infraestructura", así como en temas de seguridad.

Lo anterior, por medio de préstamos a los gobiernos y de mecanismos innovadores como fondos de participación público privada, estructuras propias de financiamiento, precisó en entrevista con Notimex.

En los últimos meses, la institución aprobó una línea de crédito a Nacional Financiera (Nafin) por 300 millones de dólares, para hacer cofinanciamiento, y otorgará una línea adicional con el Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext), que superará los 350 millones de dólares, abundó.

"Tengo mucho optimismo en México, porque hizo y está haciendo cambios estructurales muy importantes", y a diferencia de hace 30 años ya está más industrializado con un menor dependencia del petróleo, y por otro lado, el país tuvo una apertura relevante, precisó.

Destacó que el "plan de acción del presidente Enrique Peña Nieto es sumamente atractivo, precisamente en áreas que requieren ajustes estructurales", como replantear al sector energético, que una vez que todo eso esté en marcha, el país tendrá un mayor potencial de crecimiento.

Sin embargo, dijo que las reformas estructurales sólo son un componente necesario para que México logre tasas de crecimiento mayores, pues el país requiere encontrar la forma de generar mucho más valor agregado dentro del país; que haya mejores servicios, empleos y salarios, e impulso al crecimiento de la clase media.

"Evidentemente el tener una solución en la línea que el gobierno está planteando será muy positivo, pero es un componente", dijo.

Por otro lado, el presidente de CAF opinó que México debe voltear más hacia Sudamérica y este organismo es un puente efectivo para lograrlo.

Agregó que el país requiere promover actividades de negocios en la región, aprovechando las ventajas competitivas que tiene, pues hay necesidades muy grandes en América del Sur que empresas mexicanas pueden apoyar.

Consideró que se deben fortalecer los mecanismos de intercambios, comercio e inversión con la región, y en este sentido, "es positiva la Alianza del Pacífico, que busca una mayor integración entre México, Perú, Colombia y Chile, pero debe tratar de fortificar las relaciones con Brasil, Uruguay, Paraguay y Bolivia".