Serán prioritarios proyectos de protección a medio ambiente: diputada

La asambleísta Ana Julia Hernández, del PRD, señaló que la creación de la Comisión Ambiental de la Megalópolis será un órgano de coordinación para aplicar proyectos en materia de protección al medio ambiente, preservación y restauración del equilibrio ecológico en la Zona Metropolitana del Valle de México.

"La Comisión Metropolitana Ambiental que operaba en el Gobierno del Distrito Federal y el Estado de México amplía sus facultades y alcances al integrar a otros estados como Puebla, Hidalgo, Morelos y Tlaxcala, en su composición operativa para ver de manera integral los temas metropolitanos", consideró.

Asimismo, su función será la de trabajar bajo un federalismo articulado para dar soluciones ambientales a la zona del Valle de México, resalto Hernández Pérez.

En ese sentido recordó que la Comisión Metropolitana Ambiental nació en 1996 como Comisión Ambiental Metropolitana y hoy se transformó debido a los importantes cambios de hábitos y necesidades que exigen las poblaciones en crecimiento.

Próximamente trabajará en coordinación con las 16 delegaciones del Distrito Federal, 29 municipios de Hidalgo, 80 del Estado de México, 33 de Morelos, 22 de Puebla y 60 de Tlaxcala.

La legisladora del Partido de la Revolución Democrática (PRD) mencionó que esta megalópolis ocupa una población superior a 112 millones de habitantes, cifra superior a varios países como es el caso de Australia, Venezuela y Perú.

Además, indicó que de 1960 a 2010, las metrópolis en México han crecido de 12 a 69 ciudades que concentran más de 50 por ciento de la población nacional, las cuales demandan más y mejores servicios y una amplia coordinación de las dependencias gubernamentales.

Con la creación de esta nueva comisión, dijo, se reducirán las emisiones contaminantes y se focalizará el esfuerzo en la energía y transporte, que reducirá de manera relevante la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero en 30 por ciento en 2020.

Subrayó que desde los años 90 se han venido implementando acciones importantes y contundentes, por lo que la concentración de ozono ha tenido una reducción de hasta 73 por ciento en 2010.

Asimismo, mencionó que en 1991 el Distrito Federal sólo tenía 24 días limpios de ozono y a partir de 2012 aparentemente son 248 los días limpios.