Débiles reportes corporativos afectan indicadores de la Bolsa

Ante los débiles reportes de las empresas que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), Grupo Financiero Monex redujo de 47 mil a 45 mil 500 unidades su estimado del Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) para 2013.

El director de Análisis y Estrategia Bursátil, Carlos González Tabares, dijo que la revisión a la baja del estimado del principal indicador del mercado bursátil mexicano "se justifica en los débiles reportes corporativos de las empresas que cotizan en la BMV, así como por una valuación justa".

Explicó que a diferencia de los mercados accionarios de Estados Unidos, el principal indicador de la BMV presenta un ajuste de 7.0 por ciento y de menos 2.0 por ciento en términos de dólares en lo que va del año.

Ello, continuó, por el comportamiento de la economía mexicana, la cual se ha reflejado en débiles reportes corporativos, en especial del segundo trimestre, en donde las ventas de las empresas del IPC cayeron en 3.0 por ciento y la utilidad antes de impuestos, amortizaciones y depreciaciones (Ebitda) 14.3 por ciento, ambos en promedio.

No obstante, González Tabares señaló que en la actualidad México se encuentra en un momento histórico para aprovechar las favorables condiciones estructurales y económicas, y de esta forma apalancar un mayor crecimiento en los años venideros.

En su opinión, algunas de las empresas que podrían verse favorecidas por las reformas estructurales serán principalmente Alfa, Alpek, Mexichem, Ienova, ICA, Cemex, OHL México, Grupo Carso y Grupo México, relacionadas con el sector energético, industrial e infraestructura.

Para Grupo Financiero Monex, subrayó, "los mercados han dado su voto de confianza y han comenzado a diferenciar a México de otros países emergentes, asignando una calificación implícita de A, un menor riesgo país y un desempeño más defensivo de nuestro mercado respecto a otros bloques, como los países del BRIC y del MIST".