Presentan reforma a Ley de Protección a usuarios de la banca

El senador priista Teófilo Torres Corzo presentó una propuesta de reforma a la Ley de Protección y Defensa al Usuario de Servicios Financieros, para mejorar la respuesta de demanda de los ciudadanos y fortalecer la acción de la Condusef.

Añadió que se plantea reducir a la mitad el tiempo de respuesta al procedimiento de conciliación y demás solicitudes ciudadanas, y se propone sancionar de manera más enérgica a las instituciones financieras que incumplan una resolución o petición que les realice Condusef.

Refirió que por casi 15 años, la Comisión Nacional para la Defensa de los Usuarios de las Instituciones Financieras (Condusef) ha realizado más de 7.5 millones de acciones para lograr la protección y defensa de los derechos de los usuarios de los servicios financieros.

Tal volumen de acciones obliga a revisar los tiempos de atención y respuesta de las instituciones financieras y de las autoridades responsables de ese tema, añadió el legislador del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en un comunicado.

Explicó que por primera vez se regula en esta ley a las "ventas atadas", es decir, aquellas prácticas que algunas instituciones financieras realizan con el fin de condicionar el otorgamiento de créditos a la compra o adquisición de otro producto o servicio que el cliente no ha solicitado.

Torres Corzo Dijo que un gobierno eficaz no sólo es el que atiende la totalidad de las gestiones que demanda la población, sino sobre todo, el que lo hace en el menor tiempo posible y bajo condiciones de calidad que garanticen a la ciudadanía y a los inversionistas seguridad y certeza jurídicas.

Comentó que los bancos no toman con seriedad las peticiones de la Condusef porque no hay una consecuencia jurídica ni sanción económica fuerte para pensar dos veces este incumplimiento. Por ello, dijo, se deben actualizar los montos de las multas contenidas en la legislación.

La ley estableció el monto de las multas en 1999; sin embargo, nunca han sido actualizadas y hoy son prácticamente bajas en comparación con las que se imponen en otras leyes a otros actores económicos. Por lo que estas multas tienen que ser revalorizadas.

El proyecto explica que los términos procesales que contiene la ley son demasiado amplios y cualquier ciudadano que acuda a un tribunal de justicia por una controversia derivada de cualquier servicio financiero, tiene más posibilidades de conseguir una resolución favorable en un menor tiempo, que quien acude ante la Condusef.

El senador por San Luis Potosí también consideró necesario cambiar la cultura crediticia en México, no sólo promoviendo su uso, sino generando nuevos supuestos jurídicos que den certidumbre a usuarios, instituciones financieras y autoridades reguladoras.