Según encuestas Angela Merkel domina en la simpatía de los electores

A cinco semanas de las elecciones generales en Alemania, los estudios sobre las opiniones de los votantes alemanes siguen arrojando resultados a primera vista contradictorios.

Mientras que el instituto Forsa informa este día que los partidos de derecha en el gobierno y los de oposición de izquierda están casi al mismo nivel en las expectativas de voto, la figura de la canciller federal, Angela Merkel, domina en la simpatía de los electores.

En cambio, el instituto Infratest Dimap sostuvo que los partidos de la coalición de gobierno (Unión Demócrata Cristiana CDU, Unión Social Cristiana CSU y Partido Liberal FDP) van claramente a la cabeza en materia de intención de voto.

Infratest Dimap elabora todos los meses el sondeo sobre opinión política que lleva el nombre de Tendencia en Alemania, por encargo de la televisión de derecho público ARD y de 10 diarios alemanes.

Forsa precisó este miércoles que la CDU reunió en su más reciente sondeo electoral el 40 por ciento de la intención de voto, mientras que el Partido Liberal, el más débil de la coalición que gobierna Alemania, logró reunir el mínimo de cinco por ciento de los votos.

Los partidos del gobierno suman de esa forma 45 por ciento de la intención de voto.

La diferencia con los partidos de oposición en la izquierda (Partido Socialdemócrata SPD, Partido Verde y partido La Izquierda) es de un punto porcentual porque éstos contabilizan el 44 por ciento.

Por separado, el mayor partido de oposición, el SPD, está estancado en 23 por ciento y los Verdes perdieron un punto y suman 13 por ciento.

La suma de los votos de esos dos partidos, que tienen la intención de coaligarse para llegar al poder, es de 36 puntos porcentuales. Solo podrían acercarse al nivel de la CDU y el FDP si se coaligan con el partido La Izquierda, que reunió en el último sondeo de Forsa el 8 por ciento.

El Partido Socialdemócrata y los Verdes, sin embargo, se negaron hasta ahora a establecer una alianza política con La Izquierda para gobernar por la mala imagen de esa formación como partido sucesor del régimen socialista de la desaparecida República Democrática de Alemania.

Ello no quita, sin embargo, que el 44 por ciento de los votos de los electores serían para esos tres partidos.

Forsa apuntó que si los votantes en Alemania pudieran elegir en forma directa a quien ocupe el puesto de la Cancillería Federal, Merkel arrasaría con el 54 por ciento de la intención de voto.

El candidato del Partido Socialdemócrata, Peer Steinbrück, mejoró en dos puntos porcentuales su posición en ese terreno y sumó 23 por ciento, una marca ampliamente superada por la actual canciller federal.

Forsa realizó la encuesta para la revista Stern y para el canal de televisión RTL.

Infratest Dimap, para el índice de Tendencia en Alemania, llegó a la conclusión de que los alemanes no habían estado tan contentos con un gobierno en los últimos 16 años como ahora lo están respecto a Angela Merkel.

No han podido dañar su imagen ni el escándalo sobre el dron Euro-Hawk ni el del espionaje de Estados Unidos sobe Alemania.

Eso se agrega a otros problemas que confronta la coalición de gobierno, como los continuos pleitos entre los tres partidos de derecha que la integran: la CDU, la CSU y el FDP. El 52 por ciento de los encuestados evaluaron en forma positiva al gobierno de Angela Merkel.

El estudio de Tendencia en Alemania expresó que, sin embargo, si se observa la calificación que hacen los electores de los temas políticos por separado, la actuación del gabinete de Merkel recibe opiniones miserables.

Entre ellos se cuenta la decisión del gobierno de canalizar recursos para aumentar el número de jardines infantiles para madres que trabajan.

La mayor parte de los electores encuestados calificaron de "poco creíble" la posición del gobierno de Merkel de que no sabía nada sobre el espionaje masivo de Estados Unidos en Alemania.

En cuanto al escándalo del Euro-Hawk, nuevo dron cuya producción está financiando Alemania desde hace años, tampoco parece haber afectado mucho.

Muchos comentaristas políticos consideran que Merkel será la ganadora de las elecciones, pero que está por verse con que partido tiene que establecer la coalición, ya que el FDP está sumamente débil y corre el riesgo de no reunir el cinco por ciento mínimo de los votos.