Postergan juicio contra ex secretario kirchnerista en Argentina

La justicia argentina postergó hoy un esperado juicio en contra del ex secretario de Transporte de Argentina, Ricardo Jaime, quien fue uno de los colaboradores más cercanos del fallecido ex presidente Néstor Kirchner.

El Tribunal Oral Federal número 2 de Córdoba retrasó el proceso, sin fijar una nueva fecha, en el que iba a juzgar a Jaime por haber ocultado pruebas en una causa por enriquecimiento ilícito que hay en su contra.

La decisión benefició al ex funcionario, ya que ahora la justicia tendrá que evaluar el pedido de nulidad de la acusación que realizó su abogado, lo que tardará varios meses.

El juicio había desatado una fuerte expectativa porque Jaime fue desde 2003 y hasta el 2009 una de las principales figuras del gabinete de Kirchner y de su esposa y sucesora, Cristina Fernández.

Su caso se transformó en un emblema de la corrupción que se achaca al gobierno, ya que sobre él pesan siete causas judiciales con cargos por corrupción.

Además, la oposición esperaba que el juicio tuviera algún impacto político, ya que faltan sólo tres meses para las elecciones legislativas en las que el oficialismo se juega la mayoría en el Congreso.

El pasado 12 de julio, un juez ordenó el procesamiento con prisión preventiva de Jaime en una causa por fraude contra el Estado por un monto de dos millones de pesos, equivalente a casi medio millón de dólares.

Luego, un tribunal de la provincia de Córdoba pidió su captura por el delito de enriquecimiento ilícito, lo que incrementó la presión judicial del ex funcionario que permaneció escondido.

Jaime logró, sin embargo, que la justicia revocara las órdenes de detención y seis días después reapareció, pagó una fianza de 200 mil pesos (alrededor de 45 mil dólares) y se comprometió a mantenerse a disposición de los tribunales.

Jaime se convirtió en el primer funcionario kirchnerista que huye de la justicia, pero por ahora ya desapareció el peligro de que lo manden a prisión y de que avancen los juicios en su contra.