Alerta ONU sobre activistas detenidos recientemente en Myanmar

El Relator Especial de las Naciones Unidas (ONU) sobre la situación de los derechos humanos en Myanmar, Tomás Ojea Quintana, alertó sobre la reciente detención de activistas en Myanmar.

El relator al tiempo que acogió con satisfacción la reciente amnistía presidencial del 23 de julio en la que 73 presos de conciencia fueron liberados, manifestó su preocupación por las detenciones de activistas que han tenido lugar recientemente.

"La liberación de los presos de conciencia sigue siendo uno de los resultados más tangibles de las reformas de Myanmar", dijo Ojea Quintana.

"Sin embargo, estoy muy preocupado por las detenciones y condenas en curso", subrayó.

"Creo que todavía hay detenciones y juicios que están motivados políticamente, especialmente contra personas que participan en las protestas contra la confiscación de tierras, así como aquellos que trabajan para defender los derechos humanos en el Estado de Rakhine", añadió.

"Tengo la intención de dar seguimiento a estos casos durante mi misión a Myanmar el próximo mes", dijo el experto independiente en un comunicado.

"También espero que el nuevo comité de revisión sobre la situación de los prisioneros creado por el gobierno sea transparente en cuanto al importante trabajo que está haciendo, incluso respecto a los criterios utilizados para determinar quiénes son considerados prisioneros de conciencia", señaló Ojea Quintana.

"Por otra parte, el comité debe tener el mandato para investigar nuevos casos de detención que puedan ser motivados políticamente, y recomendar reformas institucionales y legislativas necesarias", subrayó el experto independiente designado por la ONU para evaluar la situación de los derechos humanos en Myanmar.