Sin proyecto adecuado aún la cinta sobre Celia Cruz: Omer Pardillo

La película sobre la vida de la cantante cubana Celia Cruz tendrá que esperar todavía debido a que no ha llegado el proyecto adecuado a la altura de "la Reina de la Salsa", dijo Omer Pardillo, apoderado de su patrimonio.

"No estamos en negociación con ninguna casa productora y las propuestas que se han hecho para hacer uso del nombre de Celia Cruz comercialmente no han sido las adecuadas", señaló Pardillo a Notimex.

El ex manejador de la cantante salió al paso así a informes de prensa, según los cuales el autor de "Azúcar, La biografía de Celia Cruz", el colombiano Eduardo Márceles, espera que la cinta comience a prepararse este año.

Pardillo dijo que si bien se reunió con Márceles hace dos años, no se llegó "a ningún acuerdo en ningún momento" debido a que la propuesta de las productoras que presentó no eran la adecuadas por muchas razones.

"El -Márceles- está haciendo las cosas por su cuenta como hizo con la biografía no autorizada", dijo Pardillo al señalar que sus abogados analizan la información para averiguar si se puede hacer una película sin su permiso.

"A nosotros nos encantaría hacer la película, lo que pasa es que las dos o tres propuestas que han llegado no han sido las adecuadas por la calidad de producción y prefiero que no se haga nada hasta que sea bien hecho", apuntó.

"Si la película de Frida Khalo se tomó muchos años para hacerla pero fue un éxito, vale la pena esperar para hacer con Celia lo mismo", expresó el apoderado del patrimonio de la salsera cubana.

La controversia surge cuando se acaban de cumplir 10 años de la muerte de la interprete de temas como "El Yerberito" y "La Vida es un Carnaval" y varias actividades para conmemorar su muerte y legado se realizaron entre Miami (capital del exilio cubano) y Nueva York, su lugar de residencia.

La mítica cantante y antirrevolucionaria cubana falleció el 16 de julio de 2003, en Nueva York, víctima de un cáncer cuando tenía 78 años de edad.

Sus funerales entre Miami y Nueva York atrajeron miles de seguidores, pocas veces vistos en Estados Unidos para una gura latina.