Organiza el medallista olímpico Bejarano, un Torneo de Barrios de box

El medallista olímpico en los Juegos de Sydney 2000, el chihuahuense Cristian Bejarano, cumplió destacada labor con la participación de 250 boxeadores en el Torneo de los Barrios, en esta capital.

Bejarano trabaja en la administración del presidente municipal de Chihuahua, Marco Adán Quezada y organizó un torneo en todo el municipio, en el que rescataron a jóvenes de los vicios con la inscripción de 250 peleadores.

"El torneo de los barrios vino de menos a más. Empezamos con 140 boxeadores y con toda la organización del municipio alcanzamos 250 participantes", comentó a Notimex, el medallista de bronce en Sydney.

Con su experiencia de olímpico en el terreno amateur y el apoyo de la presidencia municipal, se inauguraron cuatro gimnasios en la ciudad de Chihuahua, "tenemos muchos jóvenes enfocados al profesionalismo, esperamos tener campeones nacionales, olímpicos y porque no, mundiales", dijo.

Cristian Bejarano, tiene el honor y orgullo de ser el último medallista en conquistar una medalla en boxeo para México en Juegos Olímpicos ya hace 13 años de distancia, cuando se alzó con el bronce en Sidney 2000.

Bejarano le dio a México la última medalla conquistada por un compatriota en el torneo de boxeo, el deporte con más logros en la historia del olimpismo azteca, con 12.

En las tres anteriores competencias, Atenas 2004, Beijing 2008 y Londres 2012, nuestro país se fue en blanco en el deporte de los puños, por lo que corresponde a Bejarano, ser el último púgil mexicano en colgarse una medalla en esta dura disciplina.

"Fue un gran honor el que te vea todo tu pueblo con la medalla, se la dediqué a mi abuelo, a mi familia y a todo mi país. Es un momento que siempre llevaré conmigo, el subir al podio no se compara con nada, es el sueño de todo deportista que va a unos Juegos Olímpicos y el mío se hizo realidad".

Después de su exitosa participación en el terreno amateur, ingresó al boxeo de paga en la que tuvo marca perfecta en 15 combates hasta que decidió ponerle fin, para cursar una carrera universitaria.

En marzo de 2001, debutó en el terreno de paga frente a Roger Smith, ganando por nocaut en el primer asalto y su último combate lo sostuvo en septiembre de 2007, ante el ex campeón del mundo, César Bazán, a quien venció por puntos.

Decidió dejar esta dura disciplina para cursar la carrera de Educación Física en la Universidad de Chihuahua.

"La decisión no fue fácil, pero lo hice pensando en lo mejor para mí. No era fácil dejar el boxeo, después de ser medallista y marchar invicto en el profesional, nadie me ganó en quince peleas, pero decidí retirarme, lo analicé bien, reflexioné muchas cosas y llegué a la decisión de hacer otra cosa. No me arrepiento porque sigo en lo que me gusta, ahora apoyando a los jóvenes para que logren sus sueños en este bello deporte, que es el boxeo", afirmó.

Bejarano habló de los cambios en el reglamento de competencia en boxeo amateur, "ojala traiga beneficios al país las medidas de la AIBA y considero que sin careta no se podrá pelear cinco veces en una olimpiada, viene a poner dificultad al box olímpico, aunque ojalá sea a beneficio del boxeo amateur y sobre todo a nivel internacional", finalizó.